Cartas a Rebelión
Cartas de la 1 a la 10 de un total de 947 cartas.


25-06-2015
Nunca perdonaré al PSOE
No tengo ni he tenido conciencia de ser perfecto. En mi vida he cometido muchos errores y tengo el convencimiento de que cometere bastantes mas. Pero creo no haber mentido, ni traicionado nunca a nadie.
Por eso no caeré en acusar a nadie de ladron, ni defraudador. 
Pero lo que no perdono es la mentira y la traicion.
Por eso no podre perdonar nunca al PSOE traicionar la ilusión que puse en ellos.
¿El PP? No me ha defraudado, que se podia esperar de unos cachorros cuando llegan a adultos, si han mamado de las ubres de un fascismo criminal.
Lo peor deI PSOE no es que haya tapado cortuptos y estafadores,ni las puertas giratorias, ni sus errores que ha cometido muchos.
Lo peor han sido sus politicas economicas liberales, traicionando sus principios socialistas y que nos han llevado a donde estamos.  Lo peor han sido y  son sus mentiras.
Y sobre todo haber protituido la democracia. Ha sido colaborador necesario en su brutal adúlteración.
Donde se ha quedado aquella famosa separación de poderes.
Un parlamento de estomagos agradecidos  con brazos de madera, brazos que se levantan automáticamente cuando el dueño de su plato de lentejas se lo ordena.
Un poder judicial construido con amiguetes dispuestos a obedecer la voz de su amo. Sin  medios.  Una fiscalia a las ordenes del gobierno de turno.
Donde esta la participacion del pueblo en la gobernanza.
Por eso creo necesario,muy necesario,  que Podemos no abjure nunca, jamas, de su meta mas ilusonante. Permitirnos tener la dignidad de la que los españoles no hemos disfrutado nunca en nuestra historia.
Una democracia sin apellidos, una denocracia autentica. En donde el pueblo sea y se sienta dueño de su destino.
Un saludo.

Eulogio González Hernández
19-06-2015
Fuera el dictador Borbón
Se cumple un año del relevo en la dictadura de la jefatura del Estado español. ¿Dictadura? Por supuesto. El lenguaje coloquial ha relegado “dictadura” y “dictador” a imágenes de regímenes y líderes totalitarios. Pero un Estado puede mantener instituciones totalitarias sin ser, en conjunto, un régimen totalitario. Tal es el caso de la monarquía: una dictadura que todavía perdura en la supuesta democracia española (y en otros Estados europeos que también presumen de democráticos). Según el diccionario de la RAE, un dictador es una “Persona que abusa de su autoridad o trata con dureza a los demás” (2ª acepción). Es saludable contrastar esta definición con otra, ya que el Estado español no monopoliza la lengua española. Según el diccionario del español de México, se trata de una “Persona que impone su voluntad sin considerar ni respetar las ideas ni los intereses de otras personas” (2ª acepción). Encontramos una notable coincidencia conceptual: la imposición (particularmente si está institucionalizada) de la voluntad, a expensas de los demás, significa un abuso de autoridad. Así, el art. 56.1 de la constitución española empieza: “El Rey es el Jefe del Estado…”. Jefe con j mayúscula. Y el art. 57.1 comienza: “La Corona de España es hereditaria en los sucesores de S. M. Don Juan Carlos I de Borbón…”. En otras palabras, la jefatura del Estado español es posesión de una familia; es un cargo que se transmite por la sangre. ¿Sangre “azul”? ¿Diferente de la de los demás ciudadanos? En la India lo llaman una casta. En España la ciudadanía se divide en la casta “real” y la casta “no real”. Vivimos bajo una dictadura porque la constitución impone un jefe de Estado de casta. En la Edad Media sería lo normal. Pero ya pasaron más de dos siglos de la Revolución Francesa y más de medio siglo de la Declaración Universal de Derechos Humanos. La democracia se fundamenta en la igualdad de todas las personas, no en castas ni jefaturas de Estado hereditarias. Pero la inercia institucional y la cobardía política no tienen límites y aquí estamos, ya en el s. XXI, soportando el insulto a la dignidad humana que representa la monarquía. ¿Hay otros asuntos más urgentes? Puede ser así… para algunas personas. Pero si una persona entiende que se le está insultando no lo considerará un asunto poco urgente. Al menos un día al año, cada 19 de junio, cabe proclamar en público el deseo de abolir la dictadura en la jefatura del Estado español –el deseo de que este cargo público, como cualquier otro, pase a ser dominio de la soberanía popular. Fuera el dictador Borbón.
Guillem
Demandamos a la Fiscalía General de la República de Costa Rica retirar las acusaciones

México, Distrito Federal, a 18 de junio de 2015Esta carta es en apoyo de los procesados por razones políticas: Luz Marita Arce Soto, estudiante de Trabajo Social de la Universidad de Costa Rica; Adrián Jaén España, profesor universitario y miembro del Partido Revolucionario de las y los Trabajadores; Luis Diego Retana Solano, también estudiante de Trabajo Social de la Universidad de Costa Rica; Luis Alberto Salas Sarkis, pensionado, ex - Secretario General de la Unión de Empleados del Instituto Nacional de Seguros (UPINS) y miembro del Partido Vanguardia Popular; Denis Solís Cruz, profesor de educación secundaria y miembro de la Asociación Nacional de Segunda Enseñanza (APSE) y Mario Alb. Villalobos Arias, profesor universitario, miembro del Sindicato de Empleados Universidad de Costa Rica (SINDEU), de la Asociación Costarricense de Derechos Humanos y del Centro de Amigos para la Paz, a quienes se acusa injustamente de delitos que no cometieron, ciudadanos que ejercieron su derecho de manifestación. Demandamos sean inmediatamente liberados de todo cargo. Exigimos a la Fiscalía General de la República retirar la acusación contra las seis personas acusadas debido a que en la etapa indagatoria no se verificó que la y los manifestantes detenidos e indagados estuvieron cometiendo ningún acto violento contra la Policía, siendo que la violencia del día 08 de noviembre de 2012 fue provocada por la misma Fuerza Pública, acto repudiado con una gran Marcha Nacional de Repudio a la Represión, una semana después de los hechos de violencia, el 15 de noviembre de 2012.

Dr. Gilberto López y Rivas, Profesor-Investigador
Instituto Nacional de Antropología e Historia
Centro Regional Morelos, Matamoros 14, Colonia
Acapantzingo, CP 62440, Cuernavaca, Morelos,
México. Celular: 7775238736

Gilberto López y Rivas
Vete haciendo la maletita, Rajoy

De reírse de Víndex en Grecia al pánico en la Villa de Faonte

Rajoy, no me sale el querido y el hola sobra, porque aunque tú no sepas quién soy hace años que fastidias con los tuyos en mi vida. Ya, no ignoro que otros os escogieron y que la democracia funciona así, pero supongo que me permitirás que juegue un poco al teléfono escacharrado con ella después de que vosotros os hayáis pasado por los Gürtel no sólo decisiones o deseos de la mayoría de los ciudadanos, sino y sobre todo su bienestar, y no hablo de lujos, lo hago del derecho al trabajo, a la vivienda, a la educación, a la sanidad o a la libertad de expresión.

Mariano, sabes cercano tu fin político y el declive de vuestra marca, esa que habéis paseado grapada a España para nuestra vergüenza y asco, pero tú, tus ministros, tus alcaldes, tus concejales, tus secretarios y toda una cohorte de lacayos de la que eres soldado mayor habéis ejercido fielmente de mozos de espuelas de vuestros caballeros, ellos montados en la banca y en las grandes empresas y vosotros en el sobre, mientras el pueblo, desangrándose, os escuchaba jurar que España y los españoles jamás estuvieron mejor.


No voy a detallar aquí cada engaño, cada trapicheo, cada injusticia y cada crimen, sí, crimen aunque no esté tipificado (delitos unos cuantos), que habéis cometido, basta con tirar de hemeroteca, empezando por la de ayer, para leer cada día, de cada semana, de cada mes, de cada año y en cada lugar donde habéis gobernado cómo la corrupción material y moral han sido los pilares sobre los que realmente jurasteis (en bajo) los cargos. Aunque tú nos enseñarás las páginas de La Razón mientras mandáis a la incineradora los papeles que a toda prisa hicisteis pedazos en las trituradoras, pero olvidas dos cosas: que es mucho más digno tener enfrente a Francisco Marhuenda como fiscal que al lado como abogado, y que la memoria no se puede triturar. Ni la histórica ni la contemporánea.


Me parecéis tan merecedores de ser devaluados políticamente como la Educación al Ministro de esa área que nos endilgasteis, Jose Ignacio Wert, cuando sentenció que “pensar que el éxito educativo depende de los recursos  es equivocado”. Y tijeretazo que te crió.


Me repugnáis tanto como la igualdad laboral entre mujer y hombre al que fue hasta hace muy poco alcalde de Valladolid por el PP, León de la Riva, cuando explicó que “no creo en paridades, me parecen paridas”.


Os desprecio tanto, lo reconozco, como el portavoz electoral del PP Pablo Casado a los asesinados por el régimen franquista y a sus familiares, cuando aseguró que “los de izquierdas son unos carcas, todo el día con la fosa de no sé quién”.


Me cachondeo de vuestro miedo y rabia actuales, es verdad, tanto como el diputado del PP en las Corts Valencianas Rubén Ibáñez del hambre infantil, cuando en un debate hablando sobre ese tema dijo: “ahora saco el pañuelo y lloro”.


Pero no, no os deseo la muerte como lo hizo para algunos arquitectos Esperanza Aguirre cuando se le oyó decir “habría que matarlos. ¿Tú sabes por qué habría que poner pena de muerte? Me caen mal los arquitectos porque sus crímenes perduran más allá de su propia vida”. La marquesa no sabía que el micrófono permanecía abierto.


Hoy gimotean los banqueros, los grandes constructores, Rita Barberá y unos cuantos más porque en muchos lugares de España, o sea, del que habéis creído un cortijo particular, algunos de ellos emblemáticos de vuestro poder, la gaviota deja al fin de defecarnos encima a los de siempre, mientras nos contáis que no eran excrementos sino maná y que la próxima legislatura 20 millones de puestos de trabajo. Sabemos que a la vuelta de unos meses muchos seguiréis en los parlamentos y unos cuantos estaréis bien colocados en puestos con salarios insultantes, designados por el dedazo de los caballeros a los que tan bien servisteis (excepto Floriano que le veo en el Club de la Comedia), pero tendremos la inmensa satisfacción de que su potestad será menor, que vuestros embustes los soltaréis desde la oposición y que la vergüenza y el desdén serán la consideración que merezcáis por el legado de dolor que habéis dejado.


Es cierto que en la herencia inmediata, entre otras cosas, también nos queda vuestra Ley Mordaza, pensada por ejemplo para que no pueda describir (sin castigo) a la Corona llamándola por lo que es: Institución de implantación dictatorial y entidad de corte fascista, inútil, molesta, cara y más ridícula que tú, Mariano Rajoy, dándote en campaña un paseíto en bicicleta con la corbata.


Pero sabes para qué va a servir esa mordaza, ¿verdad?, desde luego que no para hacernos callar, y sí para dibujar sobre ella un smile al veros marchar. Felipe VI included.


Chao.

Julio Ortega Fraile
Sugerencia para la RAE

Ante el devenir histórico y el vertiginoso desarrollo de los acontecimientos, sería quizá conveniente la intervención de la RAE en dos posibles direcciones:

1. Actualizar los significados de las siguientes palabras: libertad, derecho, ley, legítimo, verdad, justicia, constitución, violencia, respeto, democracia, radical, extremista, populismo, bolivariano, etarra, yihadista, integrista, renovación, alternativa, tolerancia, corrupción, machismo, homofobia, racismo, ejecución, intimidación, frontera, dignidad, cómplice, prevaricación, fraude, amenaza, chantaje, convivencia, víctima y verdugo.

2. En caso contrario, advertir sobre el uso incorrecto de dichos términos (sutimente, eso sí, ante el riesgo de incitación a la..., ¿violencia?  y consiguiente aplicación de la Ley Mordaza.

P.D.: el número de palabras con su significado cuestionado o adulterado crece día a día. Les ruego se mantengan alerta y velen de forma permanente por la protección de nuestra lengua.

Juan Luis Urchegui
17-06-2015
CETA, TISA, TTIP, TTP y Unión de Mercados de Capitales en la UE
En su día planteé la necesidad de valorar las negociaciones del neoliberalismo como una ofensiva global, y no como se está haciendo en la actualidad, individualmente. Por que es una ofensiva global contra la democracia sin apellidos.
Entiendo, utilizando una a definicion que no es mía,  ofensiva por un gobierno plutocrático,  Fascismo Social, gobierno Socialfascista.
(Por Boaventura de Sousa Santos).  Se produjera el desmantelamiento del Estado de bienestar, estaríamos entrando en una sociedad políticamente democrática pero socialmente fascista, en la medida en que las clases sociales más vulnerables (la gran mayoría de la población) verían depender sus expectativas de vida de la benevolencia y, por tanto, del derecho de veto de grupos sociales minoritarios más poderosos. El fascismo que surge no es político, sino social y convive con una democracia de bajísima intensidad. La derecha en el poder no es homogénea, pero en ella domina la facción para la cual la democracia, lejos de ser un valor incalculable, es un costo económico y el fascismo social es un estado normal. 
Y definirla así, que es lo que es visibilizaria mejor el esfuerzo. Una lucha contra una ofensiva global adjunto un archivo sobre este tema. Me gustaría que lo valoraseis y si os parece bien publicarlo.
Contra una guerra global se impone una defensa global.

Eulogio González Hernández
El valiente Feli-pillo y el pantallero Ledezma

Felipe González forma parte de la última comparsa. “Estarás en la primera plana de todos nuestros diarios”, le han dicho. “Te promocionaremos como valiente defensor de los derechos humanos”. Sabe muy bien que no corre ningún riesgo en un país respetuoso de las leyes. Acepta el papel. La prensa reaccionaria cumple. Reseña que el gobierno impide a González llevar su escolta armada. Sin embargo, nada dice de que las movilizaciones de este personaje son protegidas en Venezuela por el Sebin y por la Policía Nacional Bolivariana. ¡Hasta se detiene el tráfico para que se desplace sin colas ni contratiempos!

Por su parte, Ledezma es un actor consagrado. Recordamos la interpretación estelar que hizo sobre la camilla de una ambulancia en época del paro “cívico”. Allí, en vivo y en directo por Globovisión, vimos como con respiración asmática y dificultades para hablar, Antonio Ledezma narraba que las fuerzas del orden público habían arremetido contra una manifestación “pacífica” de ciudadanos. Tal declaración produjo en mí un ataque incontenible de risa en virtud de un mísero detalle: Segundos antes, sin cortes de ningún tipo, en vivo y en directo, habíamos visto al actorazo Ledezma, con voz clara y firme, impartiendo instrucciones a su partidarios para hacer más efectiva la movilización. En ese momento, alguien que no se ve en pantalla, dice: “Antonio, ya la televisión está aquí”. De inmediato, con una agilidad felina salta sobre la camilla, se coloca una mascarilla de oxígeno, compunge la cara e inicia su interpretación consagratoria: “La policía... arremetió ... de manera salvaje... contra esta... pacífica manifestación…”

No he dejado de imaginarme la cara que pondrá para recibir al valiente Feli-pillo. Ensaya frente a un espejo, modela la cara y los gestos más convincentes. Busca el mejor ángulo para proyectar la imagen de “mártir por la libertad”. O la demacrada cara que refleje la caprichosa enfermedad de la que se valen los políticos venezolanos para evadir la justicia y obtener beneficios.

-Antonio, ya la televisión está aquí.


Rafael Hernández Bolívar
La diáspora continúa

El modelo capitalista a nivel mundial está atravesando por una de sus crisis y aunque se creen fórmulas de salvamentos, lo cierto es que para los pueblos su bienestar no está para nada garantizado y lo único que se le ofrece es más sacrifico para salvar los grandes capitales representados en los bancos y los llamados fondos financieros. 

En países como nuestra añorada Colombia, a pesar de su crecimiento económico o quizás inherente al mismo, basado en la entrega vergonzante de sus recursos y en su despiadado saqueo, el grueso de la población sufre en el día a día su frustrante desesperación, porque el tan cacareado desarrollo no se refleja en cada uno de sus hogares. Esto unido a nuestro prolongado conflicto armado, hace que millones de individuos y familias enteras tengan que abandonar su territorio, buscando en otros lares el bienestar que en su propia patria no han logrado.

El desempleo campante, la ausencia de alternativas reales para las mayorías, el aumento paulatino de la miseria y el desarraigo, una violencia que no cesa y engendrada por un sistema económico, político y social excluyente; una sucesión de gobiernos que no escuchan a su pueblo y al servicio de los más fuertes, son razones más que suficientes para que la diáspora continúe.

Venezuela siempre ha sido un atractivo para la migración continua de colombianos y colombianas al exterior durante decenas de años. Hoy en  día la República Bolivariana, que alberga un poco más de la mitad de los diez millones que se estima vivimos  fuera de nuestra tierra, gracias al gobierno liderado por el Presidente Hugo Rafael Chávez F., ha logrado en los últimos años progresos significativos en el buen vivir de su pueblo y en la ampliación y profundización de su democracia. Lo anterior sumado al recibimiento generoso que en el momento actual brinda a los extranjeros, la convierten en un imán que atrae a quienes no han perdido las esperanzas  un futuro digno, en libertad y con justicia social.


John Elvis Vera Suárez

Notas para una crítica de nuestra clase política

Panamá, igual que otros países de la región como Honduras y Guatemala, se encuentra en medio de escándalos por corrupción, que involucra a altos funcionarios del gobierno pasado y a empresarios vinculados a ellos.

Los medios de comunicación y las investigaciones adelantadas en el Ministerio Público señalan que la lesión patrimonial asciende a millones de dólares.

Con tantos problemas sociales (sanidad, canasta básica, transporte, seguro social), con tantos millones malversados que no se pudo mejorar. Y, ¿que se está haciendo ahora por solucionar estos problemas? ¿Acaso no siguen incurriendo en los mismos errores (nepotismo, extractivismo)?

Los subsidios y asistencias paternalistas tampoco solucionan nada, solo promueven el clientelismo político que pronto colapsará cuando los problemas sobrepasen estas dádivas.

Toda la cobertura mediática realizada encumbre una contradicción mayor, a la que debemos prestar particular atención, la crisis de nuestra clase política. De ahí la urgente necesidad de la participación ciudadana en la construcción de un Panamá justo para todos.

Debemos comprender la corrupción no como un fenómeno particular a un grupo, sino como un valor adquirido por nuestra sociedad en general y clase política en particular que lleva años enriqueciéndose a costilla del erario público.

Ya no vale cambiar de partido político, sino de clase política. Cada vez menos los ciudadanos van a las urnas, cansados de la clase política que solo los instrumentaliza cada cinco años, que ha reducido la democracia a las elecciones.

La democracia representativa ya está agotada, y la clase que la ha impulsado también, urgen cambios de 360 grados. Urge participación ciudadana.

Tenemos una clase política que con sus prácticas está cavando su propia tumba, ahora solo falta despertar colectivamente y exigir cambios reales, de no ser así, sectores de esta misma clase política se reacomodaran en la nueva configuración de país que surja después toda esta oleada de escándalo y descontento social.

Solo la participación ciudadana de todos y todas servirá de contención social en una etapa donde más se ve empañada esta clase política que lleva años gobernando a espaldas de las necesidades materiales de la ciudadanía.

La política como práctica debe ser entendida en la praxis como servicio a la comunidad, a los y las demás, con ese ideal la ciudadanía debe exigir y participar de ese giro de 360 grados que la clase política nunca realizó.


Abdiel Rodríguez Reyes
TTIP, el caballo de Troya de las transnacionales

La expresión " caballo de Troya " se emplea habitualmente para designar una estratagema o engaño destructivo, algo de apariencia agradable, como un regalo, pero que trae consigo graves y hasta catastróficas consecuencias.
¿Le conviene al Tratado de Libre Comercio e Inversión que se viene negociando entre EEUU y la UE (TTIP, por sus siglas en inglés) el calificativo de " caballo de Troya"?

No tengo la menor duda. Si el caballo de Troya fue la estratagema con la que los aqueos pudieron penetrar en Troya para destruirla, el TTIP es el ardid con el que las grandes corporaciones transnacionales quieren demoler los derechos ambientales, laborales y sociales de los ciudadanos de la UE y de los mismos EEUU.

Dicho así parece exagerado pero es que para las empresas transnacionales esos derechos, levantados con extraordinario sacrificio por las clases populares y trabajadoras, son los muros, las barreras que hay que derribar para garantizarse la obtención de los máximos beneficios posibles, su objetivo irrenunciable.

Desde luego que el asunto no se presenta así, en toda su crudeza, ante la opinión pública. Naturalmente se trata de un engaño, de hacer creer que el TTIP traerá progreso y bienestar para todos. La cuestión, en los medios informativos controlados por el gran capital, casi todos, se ha tratado como de pasada, dando por hecho, sin ninguna prueba, que los tratados comerciales son buenos per se. Ahora bien, ¿si tan inocente era el asunto, por qué se ha negociado en secreto, en la oscuridad más absoluta, sin la menor transparencia? ¿Por qué incluso los diputados del Parlamento Europeo tienen restringido el acceso a la información de los contenidos del Tratado?
El sacerdote Laocoonte (Virgilio, La Eneida) advertía a los troyanos contra la trampa del caballo dejado por los aqueos a las puertas de Troya: "¡ Necios, no os fieis de los griegos ni siquiera cuando os traigan regalos!".
Francisco Morote Costa
más cartas...
Mensaje para cartas a Rebelión