Portada :: Palestina y Oriente Prximo
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 30-11-2012

El alto el fuego no es real para los pescadores de Gaza

Manu Pineda
Rebelin


Los Acuerdos de Oslo otorgaban a los pescadores de Gaza el derecho de faenar a una distancia de hasta 20 millas nuticas, esta distancia ha ido siendo reducida unilateralmente por la entidad sionista hasta dejarla, en las ltimas semanas previas a la intensificacin de la agresin a Gaza, en dos millas y media.

En los acuerdos de alto el fuego que entr en vigor el pasado mircoles, uno de los temas de los que se trat fue este asunto, y en estos momentos se est negociando en El Cairo la concrecin de este apartado. Mientras tanto, los buques de guerra de la armada sionista atacan a los pescadores que superan la distancia de seis millas.

Esta maana hemos salido Rosa Schiano, Sarah Claude, Maher Alaa y yo con una flotilla de cinco barcos pesqueros de Gaza. Nuestro objetivo era alcanzar la distancia de 8 millas nuticas desde la costa. Y lo hemos intentado desde el principio, y lo hemos conseguido.

Desde que superamos las seis millas y media, hemos sido escoltados por un buque de guerra que no pareca tener instrucciones claras de qu hacer con nosotros. Pensamos que nuestra visible presencia en uno de estos barcos era la nica variante respecto a otras situaciones similares en las que saben desde el principio cmo actuar, y vaya si actan.
Llegamos hasta las ocho millas, OBJETIVO CUMPLIDO!!!, y empezamos a navegar en paralelo a la costa, en direccin sur.

Cuando estbamos a la altura de Nuseirat, recogiendo las redes por primera vez, los buques de guerra que nos hacan compaa despejaron sus dudas: vimos desde una distancia de unos 800 metros cmo empezaban a atacar a uno de los barcos de nuestra flotilla. Dispararon con fuego real, de forma intensiva, continuada, inacabable... Rfagas y ms rfagas, no se acababa nunca. Finalmente terminaron con ste y se fueron a por otro, a por el de nuestro amigo Mahmoud Al Hessy, con que hemos salido en varias ocasiones y a cuyo barco atacaron en la ltima salida mientras recogan las redes, hacindole perder toda la captura. Hoy no era Mahmoud quien diriga hoy su barco, sino su hermano Mohammed, y hemos podido ver con impotencia y desesperacin cmo le aplicaban el mismo ritual que en el ataque al primero de los barcos, la misma violencia, disparos, y ms disparos, y ms disparos, fue rodeado por dos naves grandes y otras dos pequeas y muy veloces: estaban arrestados, y su barco confiscado. De la pesca capturada con este barco vivan quince familias que ahora han perdido su fuente de ingresos.

Los arrestados (secuestrados?) en esta accin han sido:
El capitn del barco, Mohammed Al Hesy, de 40 de edad, y los pescadores:
Ahmed El Hessy, de 27.
Rajab El Hessy, de 36.
Samih El Hessy, de35.
Morad El Hessy, de 20.


(En este vdeo podis ver a la tripulacin del barco de Mahmoud, celebrando con nosotros la ruptura del bloqueo martimo de Gaza en una reciente salida. Todos cantbamos UNADIKUM).

Seguimos hacia el sur, y cuando estbamos a la altura de Khan Younis empezamos a oir de nuevo el terrible sonido de los disparos, estaban atacando a otros de los barcos de nuestra flotilla. Otra vez la misma agresividad en el ataque, pero con una duracin inferior, y esta vez sin arrestos.

Giramos y nos dirigimos hacia el norte, y a la altura de Sudana, al norte de Gaza City, vimos cmo era atacado un pequeo bote de pesca, otra vez con fuego real.

Ms al norte an, a la altura de Bet Lahia, se nos aproxim una nueva nave, con un potente foco luminoso y un fuerte sonido parecido al de una alarma.

Junto a la compaa permanente de esta naves de guerra, hemos tenido tambin las visitas espordicas de helicperos Apache, y de otro tipo de avin que no conozco, y que nos ha supuesto estar casi todo el da sin cobertura en los telfonos mviles.

En paralelo a esto, y tambin en Bet Lahia, la marina de guerra sionista ha atacado a otros cuatro pequeos botes:
el primero de ellos a las once de la maana, cuando dispararon al motor de un bote, dejndolo inutilizado, obligando a sus tripulantes a quitarse la ropa, saltar al agua y nadar hasta la nave sionista, los arrestados en esta ocasin han sido tres hermanos:

Uady Suail Baker, de 22 aos de edad, Khaled Suail Baker, de 20, y Mohammed Suail Baker, de 18.

El segundo ataque fue dos horas despus, y se limit a disparos de fuego real contra la embarcacin de Talaa Baker, de 22 aos de edad.

Despus atacaron a otro bote, en l estaban trabajando: Khader Jamal Baker, de 22 aos de edad, y sus hermanos
Ihab Baker de 34, Metgal Baker, de 32 y Khalil Baker, de 20.

Como en todos estos arrestos, los militares sionistas obligan a los pescadores a quitarse la ropa, saltar al agua y nadar hasta la nave que se los lleva secuestrados, y as lo hizo Khader, pero cuando los otros tres hermanos llegaron al agua, fueron rodeados por otros pequeos botes que los rescataron y se los llevaron a tierra. La reaccin de los sionistas fue bombardear y hundir el barco.

Por ltimo, tambien atacaron el bote de Mohammed Najib Baker, disparando sobre el motor, y destruyndolo.

Al cabo de dos horas desde este ltimo ataque, todos los arrestados salvo Mohammed Al Hesy, capitn del primer barco, fueron liberados, pero hasta esta liberacin tuvo el sello del sadismo sionista: los metieron en el bote de Uady Suail Baker, al que previamente le haban destruido el motor, y los dejaron en medio del mar, a cinco millas de la costa. Tuvo que ir otro bote a remolcarlos hasta tierra.

As es cmo se vive el alto el fuego en el colectivo de pescadores de Gaza. Tanto los pescadores, como los campesinos, estn luchando da a da intensamente por hacer respetar sus derechos. En estos momentos se est negociando en El Cairo cmo va a quedar la situacin de estos dos colectivos en el futuro inmediato. Todo el mundo es consciente de que nada de lo que se acuerde para a ser duradero en el tiempo, todo el mundo sabe lo fcil que es para Israel romper los compromisos adquiridos, pero todas estas medidas de estos colectivos van encaminadas a ayudar al gobierno palestino a conseguir avances en estas negociaciones, despues pasar lo que tenga que pasar, y nadie se sorprender, y la Comunidad Internacional callar, o har declaraciones vacas, como hace siempre.

Nuetro trabajo aqu es el de proteger a los pescadores y campesinos con nuestra presencia, interponindonos entre stos y los agresores que les disparan a diario, es un trabajo muy efectivo. Pero en este momento somos slo tres las personas que lo estamos realizando, y no llegamos. Queremos aprovechar la reciente llegada de un grupo numeroso de activistas internacionales para realizar acciones ms importantes, pero la mayora de estos compaeros vienen por un perodo de tiempo muy limitado, y no es suficiente.

Necesitamos tener un grupo estable con un nmero de activistas nunca inferior a la decena, y aprovechamos para hacer un llamamiento a montar brigadas de activistas internacionales para este fin.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.


Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter