Portada :: Opinin
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 17-12-2012

Benedicto XVI descubre la lucha de clases

Julia Evelyn Martnez
Rebelin


Si algo no puede negrsele al Papa Benedicto XVI es su sorprendentemente capacidad de descubrir cosas que al 99% de la humanidad la tienen sin cuidado. Recin llegado a su actual posicin de mximo jerarca de la iglesia catlica, dio a conocer al mundo su descubrimiento acerca de la inexistencia del purgatorio, segn lo cual, las personas interesadas ahora pueden tener la certeza de que se pasa directamente al cielo o al infierno sin ningn tipo de escalas. Ms recientemente, inform que haba descubierto que al momento del nacimiento de Jess no estaban presentes ni la mula ni el buey, con lo que se puso en entredicho la costumbre de incluirlos en los pesebres navideos. Afortunadamente para los fabricantes de pesebres y de textos litrgicos, las noticias sobre estos descubrimientos no parecen viajar desde el Vaticano hasta el resto pases con la rapidez esperada en la era de la globalizacin de la informacin. Hasta ahora los pesebres que se han colocado esta navidad en hogares y centros comerciales, mayoritariamente han incluido a los dos personajes de la discordia y, en los novenarios de muertos que an se rezan en los pueblos de Latinoamrica, se continua intercediendo por las almas del purgatorio.

Sin embargo, la mana descubridora de Benedicto XVI ha dado un giro sorprendente. En ocasin de la presentacin del texto del mensaje de la Jornada Mundial de la Paz 2013, ha descubierto algo que el 95% de la humanidad ya saba pero que el 5 % se resiste a an reconocer. Ha descubierto nada ms ni nada menos que el capitalismo es un sistema econmico que funciona en base a la codicia, que promueve el consumismo y la competencia, y que genera conflictos sociales (lucha de clases) por las desigualdades que provoca entre ricos y pobres. 

Segn sus palabras: Causan alarma los focos de tensin y contraposicin provocados por la creciente desigualdad entre ricos y pobres, por el predominio de una mentalidad egosta e individualista, que se expresa tambin en un capitalismo financiero no regulado (..) Para salir de la actual crisis financiera y econmica que tiene como efecto un aumento de las desigualdades se necesitan personas, grupos e instituciones que promuevan la vida, favoreciendo la creatividad humana para aprovechar incluso la crisis como una ocasin de discernimiento y un nuevo modelo econmico. El que ha prevalecido en los ltimos decenios postulaba la maximizacin del provecho y del consumo, en una ptica individualista y egosta, dirigida a valorar a las personas slo por su capacidad de responder a las exigencias de la competitividad.

Qu tiene de novedoso el descubrimiento de Benedicto XVI de las injusticias y de la opresin que se derivan del capitalismo y de la responsabilidad del capitalismo en la lucha de clases?. De novedoso no tiene nada, pero s tiene un gran significado en trminos del debate poltico ideolgico que est cobrando relevancia en la coyuntura actual sobre las causas de la crisis econmica global y sobe las alternativas que se existen para promover una economa que est en funcin del bienestar de toda la sociedad. Es decir, es importante que un conservador de la talla de Benedicto XVI, a quien nadie en su sano juicio acusara a de ser un instrumento de grupos marxistas o de tener una ideologa anti- sistema , le diga al mundo que la creciente conflictividad social o lucha de clases, est siendo alimentada por las injusticias que provoca el sistema econmico capitalista.

Esperemos que los intelectuales orgnicos de las elites empresariales y polticas de nuestros pases , que con tanta facilidad descalifican a priori cualquier opinin contraria al capitalismo y/o a los principios de lo que llaman el libre mercado o la libre iniciativa, se tomen el tiempo de leer en esta poca, el mensaje de Benedicto XVI. A lo mejor descubren lo que hasta el Papa ha descubierto por fin: que el problema econmico fundamental en la actualidad es la creciente desigualad entre ricos y pobres. Qu esta desigualdad es responsabilidad directa del capitalismo y de su racionalidad de muerte, y que no es posible pensar en solucionar los conflictos sociales o en promover la cohesin en una sociedad en torno a un proyecto de desarrollo nacional, mientras no se aborden las causas estructurales que le han dado origen a las brechas de desigualdad y a la exclusin social de amplios segmentos de la poblacin.

Porque deben saber que la lucha de clases no se la invento ni Marx ni Lenin y su existencia no depende de s se est de acuerdo o en desacuerdo con ella. Ya lo dijo el multimillonario Warren Buffet en una oportunidad: La lucha de clases sigue existiendo, pero es mi clase la que la dirige y la que la va ganando.

La autora es profesora de la escuela de economa de la Universidad Centroamericana Jos Simen Caas (UCA) de El Salvador.

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso de la autora mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter