Portada :: Opinin
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 03-01-2013

Mitos del pensamiento neoliberal

Vicen Navarro
El Plural.com


Hoy el pensamiento econmico dominante en los crculos polticos, mediticos, econmicos y financieros espaoles contina siendo el neoliberalismo y ello a pesar de que la evidencia cientfica existente muestra, sin que haya lugar a dudas, que la aplicacin de las polticas pblicas inspiradas en tal pensamiento han sido responsables de la gnesis de las crisis financiera y econmica que vivimos. Tal pensamiento se contina reproduciendo en los mayores medios de informacin (tambin en frums acadmicos) del pas, como consecuencia del enorme poder de los grupos promotores de tal conocimiento (mejor definido como ideologa) en tales medios. Entre ellos destacan la banca y la gran patronal. Las premisas de tal ideologa son:

Mito n 1. Hay que favorecer a las rentas superiores pues son ellas las que ahorran e invierten, creando puestos de trabajo.

Un reciente ejemplo de esta postura es la oposicin del Partido Republicano en EEUU a que el presidente Obama elimine las rebajas de impuestos de los sper ricos que el presidente Bush junior aprob durante su mandato (ver el excelente artculo 10 Things Republicans Dont Want You to Know About the Fiscal Cliff, Jon Perr, 07.12.12, de donde extraigo gran parte de los datos que aqu presento). En tal argumento, se utiliza el trmino de creadores de puestos de trabajo para describir a los sper ricos (menos del 2% de la poblacin).

Para sostener esta tesis, uno tendra que ver que a menos carga impositiva de los ricos, habra mayor creacin de puestos de trabajo. Pues bien, la realidad es precisamente opuesta a este supuesto. As, el Congressional Research Service de EEUU (que es el servicio de investigacin del Congreso estadounidense) ha documentado que durante los aos 40 y 50, cuando los sper ricos tenan que pagar un tipo mximo por encima del 90% (s, 90%), hubo mayor produccin de empleo que ahora que pagan el 35%. Algo idntico ocurre con el Impuesto sobre las Ganancias del Capital, cuyo tipo mximo pas de ser un 25% en aquel periodo al actual 15%, sin que se haya aumentado la produccin de puestos de trabajo. La evidencia de que la bajada de impuestos a los sper ricos no incrementa la produccin de empleo es robusta como una piedra. No es cierto que a menor carga impositiva de las rentas superiores y/o de las rentas del capital haya mayor produccin de empleo. En realidad, la poca reciente, con menor produccin de empleo (la presidencia de Bush Junior), fue la que tuvo un menor gravamen de las rentas superiores. No se puede, pues, sostener la tesis neoliberal de que hay que bajar los impuestos (o que no hay que subirlos) a fin de facilitar la creacin de empleo. Tal bajada de impuestos disminuye los ingresos al Estado, con los cuales, por cierto, ste podra haber creado empleo.

Pero existe otro factor negativo en la reduccin del gravamen de los ricos y sper ricos. stos consiguen la mayora de sus rentas de las rentas del capital a travs de acciones, depsitos bancarios y otros medios de ahorro, y slo una pequesima parte procede de sus salarios. As, las 400 personas ms ricas de EEUU reciben de su propiedad el 80% de sus ingresos y slo un 8% de sus salarios. Para el resto de la poblacin, la situacin es al revs. La gran mayora de su renta procede de salarios y una pequesima proporcin viene de la propiedad (el 5%). De estos datos se deduce que las rebajas fiscales a la propiedad (acciones, depsitos y otros) benefician predominantemente a las rentas superiores, favoreciendo una enorme concentracin de las rentas. Los datos son abrumadores. Entre 1979 (inicio de la revolucin neoliberal) y 2007 (inicio de la crisis), las rentas (despus de pagar impuestos) del 1% de la poblacin ms rica de EEUU crecieron un 281% (descontando la inflacin), comparado con un crecimiento de slo un 16% para el 20% de la poblacin con menor renta.

Mito n 2. La bajada de impuestos aumenta los ingresos al Estado

Estas polticas fiscales favorables a las rentas superiores que derivan sus rentas del capital han facilitado la enorme concentracin de las rentas en Estados Unidos. Y una consecuencia de ello ha sido el descenso de los ingresos al Estado, hoy de los ms bajos de la historia reciente en aquel pas. Los ingresos al Estado federal representan slo el 15% del PIB, el porcentaje ms bajo desde los aos 50. No es cierto, pues, que el Estado y su sector pblico estn ahogando a la economa.

Tales datos muestran la falacia de otro de los grandes dogmas del neoliberalismo, que asume que la bajada de impuestos, en lugar de descender los ingresos al Estado, los aumentar, pues segn tal dogma- la bajada de impuestos aumenta la demanda, y con ello el crecimiento econmico y los ingresos al Estado. Pues bien, los datos tampoco respaldan tal supuesto. Al revs, la reduccin de los impuestos (con predominio de los impuestos a los sper ricos) disminuy los ingresos al Estado. Como ha mostrado el Center on Budget and Policy Priorities, la bajada de impuestos de los sper ricos (durante el gobierno Bush junior) fue responsable del crecimiento del dficit pblico del Estado (especficamente un 50%). En realidad, la gran mayora de estudios que han analizado los orgenes del crecimiento del dficit del Estado federal han coincidido en que stos han sido causados por los recortes de los impuestos (que favorecieron predominantemente a las rentas del capital y, por lo tanto, a los sper ricos) de la poca de gobiernos republicanos, el aumento del gasto militar debido a las dos guerras iniciadas en periodo republicano Irak y Afganistn- y a la recesin econmica. La explicacin de que el dficit del Estado federal es debido al incremento del gasto social carece de credibilidad. Una situacin casi idntica ha ocurrido en Espaa. La reforma fiscal del 2006 que introdujo una bajada de impuestos muy notable para las rentas del capital y de las rentas superiores signific un incremento del dficit pblico estructural del Estado espaol (aumentndolo ms de 20.000 millones de euros) que apareci en toda su magnitud cuando, en el 2007, la burbuja inmobiliaria explot y la economa entr en recesin. En realidad, esta ralentizacin de la actividad econmica implic solo un 20% del aumento del dficit pblico estructural. El 80% de tal aument fue resultado del bajn de los impuestos. De ah la situacin absurda e incoherente de que cuando tal dficit aument se intent reducir bajando el gasto pbico (y muy en particular el social que es ya en s uno de los ms bajos existentes en la UE-15), en lugar de revertir la bajada de impuestos del 2006.

Mito no 3. El aumento del Impuesto de Sucesiones daar la economa

El presidente Obama ha propuesto aumentar el Impuesto de Sucesiones, pasando a ser un 45% de la propiedad del individuo. A este impuesto, conocido como el impuesto sobre los muertos, se han opuesto los neoliberales pues segn ellos- afecta a las pequeas propiedades, destruyndolas, pues los herederos se ven forzados a venderlas para poder pagar tal impuesto. Pero este argumento ignora que dicho impuesto afecta slo a un 0,24% de las propiedades de EEUU. Un caso semejante ha ocurrido en Espaa donde hay una enorme concentracin de la propiedad. Espaa es uno de los pases de la UE-15 con mayor concentracin de la propiedad.

Mito n 4. Las polticas de estmulo econmico han tenido un impacto mnimo en recuperar la economa

Tal premisa aparece frecuentemente en las tertulias y en los programas televisivos sobre las soluciones para salir de la crisis. Uno de ellos es el reciente programa de la BBC sobre la crisis en Espaa y que cont con el asesoramiento de uno de los economistas ms ultraliberales de los muchos existentes en los medios, el sr. Pedro Schwartz. En tal programa, se hizo la afirmacin de que el estmulo que realiz el gobierno Zapatero no solo no sirvi para nada sino que incluso empeor la situacin, aumentando la deuda pblica. Tal aseveracin ignora varios hechos. Uno de ellos es que el estmulo del gobierno Zapatero consisti mayoritariamente en una reduccin de impuesto que se crey que estimulara la demanda y con ello reavivara a la economa. Tal tipo de estmulo es errneo por las razones indicadas en el prrafo anterior. La manera ms efectiva para que el gasto pblico pueda estimular la economa es creando empleo directamente, lo cual el gobierno Zapatero hizo muy poco. La mayora del estmulo no se llev a cabo mediante obras pblicas (haciendo piscinas como errneamente sealaron el sr. Schwartz y la BBC) sino bajando impuestos. Existe la percepcin generalizada entre los neoliberales (a veces compartida por algunos keynesianos) que el crecimiento de la demanda conlleva automticamente un crecimiento del empleo lo cual no es del todo cierto, pues la demanda puede crecer sin que la produccin de empleo aumente. Este punto es de gran importancia porque el problema mayor causa de la recesin- es el elevado desempleo el cual no se resolver sin una activa produccin de empleo por parte del sector pblico. Esto es, por cierto, lo que explica tambin que el estmulo econmico del presidente Obama fue, a pesar de su moderacin, ms eficaz en salir de la Gran Recesin que el de la UE y ello debido a que dio mayor nfasis en la creacin de empleo con los fondos federales que no la UE. En esta ltima no hay todava reconocimiento que el mayor problema econmico (adems de social) que tiene la UE es el elevado desempleo. Y as nos va.

Vicen Navarro. Catedrtico de Polticas Pblicas. Universidad Pompeu Fabra, y Profesor de Public Policy. The Johns Hopkins University

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter