Portada :: frica
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 19-04-2013

La violencia y corrupcin ensombrecen a Sudfrica a 20 aos del apartheid

Gara


La muerte en agosto de 2012 de 34 mineros por disparos de la Polica en la regin de Rustenburg, en el norte de Sudfrica, y las prolongadas huelgas de mineros reprimidas en la mayora de los casos han empaado la imagen de la Sudfrica multiracial nacida tras el fin del apartheid. Estas protestas, junto al escndalo Pistorius y los altos ndices de corrupcin, han sacudido al pas, pero no a su presidente, Jacob Zuma, que en diciembre fue reelegido a la cabeza del Congreso Nacional Africano y que se defiende de las crticas afirmando que las profundas desigualdades heredadas del rgimen del apartheid no se solucionan en veinte aos.

En febrero, el hroe de los Juegos Olmpicos de Londres 2012 Oscar Pistorious, todo un referente del poder de superacin personal, fue detenido por la muerte de su novia, una conocida modelo. El caso as como su relacin sentimental centraron las portadas, acaparando la atencin de los medios de comunicacin, que aprovecharon la ocasin para retratar un pas sumido en la violencia.

La violacin colectiva y posterior fallecimiento a consecuencia de las heridas sufridas de una joven universitaria en India el pasado mes de marzo, puso tambin el foco en el alto ndice de agresiones sexuales que registra Sudfrica, donde se estima que cada 17 segundos una mujer es violada.

El propio presidente hizo un llamamiento al Parlamento para erradicar este flagelo a raz de la muerte en febrero de Anene Booysen, vctima a sus 17 aos de una violacin en grupo. La brutalidad y la crueldad a la que son sometidas mujeres indefensas es inaceptable y no tiene lugar en este pas, subray Zuma en su discurso sobre el Estado de la Nacin, pronunciado ante el Parlamento en Ciudad del Cabo.

Asimismo, pidi la coordinacin de todas las instituciones del Estado y de la sociedad civil para luchar de forma coordinada contra la plaga de las violaciones.

A estos sucesos se suma el fallecimiento en comisara del taxista Mido Macia, de 27 aos y natural de Mozambique, que fue golpeado por agentes de Polica por haber dejado el coche mal aparcado. Los policas llegaron a esposarlo al vehculo policial y a arrastrarlo unos metros.

La corrupcin es otro de los lastres de la Sudfrica actual que ha obligado al Gobierno a anunciar la publicacin de los nombres de todos aquellos que fueron condenados por casos de corrupcin y de todos a quienes el Estado congel o confisc sus bienes (...) para que la gente pueda saber quines son estas manzanas podridas de la sociedad sudafricana.

Las autoridades admiten que estas cuestiones estn eclipsando los activos positivos del pas, tales como sus atractivos tursticos y parques naturales, o el recuerdo del exitoso Mundial de Ftbol de 2010.

El dao a la imagen del pas a corto plazo es indudable. Estos hechos han tenido una gran cobertura meditica, aunque, en ocasiones, se han sobredimensionado y sacado de contexto. Ha habido avances, sobre todo, con respecto al ndice de homicidio y nmero de detenciones. Pero, no se pueden obtener resultados de la noche a la maana, considera Nomsa Mazibuko, director de comunicacin de una agencia de marketing.

En este contexto, Sudfrica afronta en las ltimas semanas un intenso debate sobre el legado del apartheid y hasta qu punto es el responsable de que nos hayamos convertido en una de las sociedad ms violentas, con marcadas desigualdades sociales, segn ha reconocido el arzobispo retirado y premio Nobel de la Paz Desmond Tutu.

Dentro del propio Gobierno -en manos del Congreso Nacional Africano desde 1994-, existen visiones claramente contrapuestas. En opinin del ministro de Presidencia, Trevor Manuel, el Ejecutivo no debe seguir culpando al apartheid de todos los males que aquejan a la nacin.

El presidente Zuma no tard en responderle calificando de error tales declaraciones. Sudfrica es un mejor pas de lo que era en tiempos del apartheid, cuyas profundas huellas en nuestra sociedad no se pueden borrar en solo veinte aos, concluye.

La herencia de Mandela causa divisiones en el seno familiar

Dos hijas de Nelson Mandela han pedido a un tribunal que retire al amigo y abogado de su padre, George Bizos - que lo defendi durante los aos 60-, y a otras dos personas, el ministro de Vivienda, Tokyo Sexwale, y el exabogado de Mandela Bally Chuene, del consejo de administracin de los fondos de inversin relacionados con Mandela. Makaziwe y Zenani afirman que se impusieron como directores como directores de dos fondos de inversin valorados en 1,7 millones de dlares. Ambos fondos fueron creados para manejar los ingresos de la venta de la mano de Nelson Mandela. Esa huella de su mano se ha convertido en un icono del premio Nobel de la Paz y es utilizada como un logo que representa la mismo Mandela.

En este pleito por la gestin de la herencia de quien fuera el primer presidente negro de Sudfrica, un nieto suyo ha amenazado con denunciar a sus tas por incluirlo sin l saberlo en esta accin legal.

El pasado da 6, Mandela, de 94 aos, fue dado de alta tras diez das de hospitalizacin.

Fuente: http://gara.naiz.info/paperezkoa/20130418/398143/es/La-violencia-corrupcion-ensombrecen-Sudafrica-20-anos-apartheid


Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter