Portada :: EE.UU.
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 21-05-2013

Se cierra la puerta

Jorge Durand
La Jornada


La reforma migratoria que se discute en el Senado estadunidense tiene como propsito resolver el asunto de la migracin indocumentada y de paso remediar problemas serios de seguridad nacional. La vieja poltica de tolerar una frontera porosa y la migracin irregular, es y ser un asunto del pasado. Para ello se han tomado dos medidas radicales: sellar la frontera sur y controlar el acceso al mercado de trabajo nicamente para los que tengan sus documentos en regla.

Estas medidas, adems de complicadas, son costosas y difciles de poner en prctica. Por eso precisamente no se animaban a llevarlas a cabo. Que esta sea la solucin definitiva est por verse, pero la intencin y los medios para cerrar la puerta estn dados.

La primera medida ha sido la de bloquear y amurallar la frontera con Mxico, lo que sin duda har ms apetecible a los migrantes y traficantes la frontera norte con Canad, que no est vigilada y menos an amurallada. Esta propuesta de reforma migratoria no toca el tema de la frontera con Canad, como s lo hizo la HB 4437, que propona estudiar la factibilidad de construir un muro. Por el contrario, establece medidas que facilitan el turismo canadiense. El mensaje es claro, plena confianza con los socios canadienses del NAFTA y absoluta desconfianza con el socio del sur.

En segundo lugar, la experiencia indica que los terroristas llegan por avin como inofensivos estudiantes y son formados, capacitados y entrenados en Estados Unidos. Los que atacaron las Torres Gemelas estudiaron en una escuela de pilotos, entraron con visa y se quedaron ms all del tiempo permitido. Los jvenes que pusieron bombas en el maratn de Boston, en abril pasado, eran estudiantes en universidades de elite, entraron por algn aeropuerto con visa y eran migrantes legales.

Al respecto, vale la pena mencionar que en 1999, en la vspera de la celebracin del milenio, se captur a un terrorista que pretenda pasar la frontera desde Canad y llegar a Seattle con un coche bomba. De lo que se concluye que la frontera sur estar sellada, pero la frontera norte es un forado bastante grande y evidente.

En los tres casos que se conocen de atentados terroristas que justifican vincular la migracin con el tema de la seguridad nacional, se trataron de migrantes legales que no ingresaron por Mxico.

Sellar la frontera sur ciertamente va a dificultar an ms el ingreso subrepticio de migrantes, pero no va a ser una solucin a los problemas de seguridad ligados al terrorismo en territorio estadunidense. Es difcil imaginar que un terrorista de Al Qaeda cruce por el desierto de Arizona. Es posible, ciertamente, probable quin sabe. Al parecer es mucho ms fcil llegar como turista o estudiante por un aeropuerto o por Canad.

La otra medida prevista en la propuesta de reforma migratoria es cerrar el acceso al mercado de trabajo para migrantes irregulares. Se propone profundizar en un programa de identificacin laboral, llamado E-Verify (Employment Eligibility Verification Form) que est controlado por el Departamento de Seguridad Nacional (DHS) y el Departamento de Seguridad Social, que maneja el Social Security Number (SSN) que sirve para recabar impuestos y como identificacin laboral.

Dado que en Estados Unidos no hay, ni puede haber, un documento nacional de identidad, se tratar de suplir el dilema por medio del E-Verify, que ser obligatorio para todos los que quieran trabajar y deben pagar impuestos.

El problema del Social Security Number era que haba cerca de 15 millones de nmeros falsos o duplicados, por decir un nmero. Cada migrante irregular tena su SSN que se los inventaba y compraba el cartn por treinta dlares. En efecto, es un cartn, slo trae un nombre, nmero y firma. No sirve como identificacin pero sirve de maravilla para recabar impuestos.

Especialmente para recoger los impuestos de los nmeros falsos (SSN), que no devengan gastos de retiro o de seguridad social y que no reciben el tax return, la devolucin que se reclama todos los aos por el exceso en el cobro de impuestos o por otras deducciones. Son trillones de dlares los que estn en esta cuenta especial. Imaginen lo que significan 12 millones de nmeros falsos de los indocumentados que tributan cada ao impuestos a la seguridad social y que se van a un fondo perdido para los migrantes, porque nunca van a reclamar el retiro, la pensin o el seguro.

La propuesta de ley propone que todos los migrantes que no son ciudadanos estn registrados en el sistema del E-Verify con sus datos biomtricos. Incluso, alguna de las enmiendas que un senador piensa proponer es que tengan datos de ADN. Y todo aquel migrante que quiera trabajar debe tener su identificacin y la foto debe ser idntica a la que aparece en el sistema, al que tendr acceso el empleador. Una vez contratado el sistema se bloquea y se guarda la informacin. Ya no habr nombres ni nmeros falsos. Si se cambia de trabajo se desbloquea el sistema y se vuelve a verificar.

Para los ciudadanos, se proceder a conectar la base de datos de pasaportes o de licencias de manejo con el E-Verify y la foto debe coincidir. Para aquellos que no tengan ni pasaporte, ni licencia se tomarn otras medidas de control que no sean la foto. Y todo el sistema ser auditado de manera constante para corregir errores e impedir fraudes.

El proyecto del E-Verify se llevar a cabo en cinco aos como mximo y todos los trabajadores, incluidos los de la agricultura, debern estar en el sistema. De esta manera, no se podr trabajar si no se est inscrito.

Con el cierre de la frontera y el control del mercado de trabajo se supone que se arregla la migracin indocumentada. No as el tema de seguridad, que seguir pendiente. Para tener el control total, se requiere controlar no slo los ingresos sino tambin las salidas. Asunto mucho ms complicado de solucionar.

Fuente: http://www.jornada.unam.mx/2013/05/19/opinion/022a2pol


Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter