Portada :: Colombia
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 10-08-2013

La Mesa del Catatumbo

Horacio Duque Giraldo
Rebelin


La lucha de los campesinos del Catatumbo liderada por ASCAMCAT, entra en un nuevo ciclo poltico a raz de la instalacin de la Mesa de negociaciones en la que se definen las demandas y peticiones del Pliego que ha servido de soporte a la movilizacin y huelga realizada durante ms de 58 das en Tib, Ocaa y los otros municipios de la regin donde residen ms de 300 mil colombianos.

Los dirigentes de la protesta y del movimiento social han dado muestras de destreza poltica para atender las peticiones de una Comisin mediadora de personajes influyentes que sugiri suspender temporalmente los bloqueos viales para facilitar los acuerdos y definiciones respecto de los problemas centrales que han motivado la explosin popular, sin antecedentes en las luchas del pueblo colombiano. Comparable solo con la potente erupcin volcnica que signific el Paro cvico de septiembre de 1977.

Todo lo cual ha ocurrido sin que se haya renunciado a las justas demandas planteadas.

La Mesa del Catatumbo entra a funcionar desde hoy en las oficinas de la gobernacin de Norte de Santander, en el saln Eustorgio Comenares, con la presencia de siete integrantes llegados de Bogot y con seis delegados de los campesinos.

Los enviados por el seor Santos son el director del Departamento para la Prosperidad Social, Bruce Mac Master; al Alto Consejero para las Regiones, Juan Carlos Mira; el director del Departamento de Nacional de Planeacin, Mauricio Santamara, y los viceministros de Trabajo, Jos No Ros; de Defensa, Jorge Bedoya; del Interior, Carlos Gechem; y de Agricultura, Andrs Felipe Garca. Nombres ya conocidos por su presencia en anteriores y recientes encuentros y por su manifiesta incapacidad y mediocridad para plantear soluciones adecuadas a la problemtica histrica y estructural que azota a los ms pobres. Algunos de ellos, como Bedoya, es un abierto francotirador de la Zona de Reserva Campesina. Hay que decirlo con todas las letras.

Los representantes populares en la Mesa sern Elizabeth Pabn, Eugenio Guerrero, Csar Jerez, Jos del Carmen Abril, Juan Carlos Quintero Olga Lucia Quintero. Un equipo muy solido de voceros agrarios que poseen un profundo conocimiento del Catatumbo.

La negociacin no ser fcil sabiendo cual es la estrategia del seor Santos de dilatar y eludir los asuntos primordiales. Es muy probable que en principio lo que pretenda es construir un escenario de fingida tolerancia para proyectar una incidencia en las movilizaciones agrarias que se inician el 19 de agosto. las cuales quieren deslegitimar, abortar, desarticular y dispersar con presiones violentas del Esmad y manipulacin meditica.

Parte fundamental del funcionamiento de la Mesa del Catatumbo es que se establezcan unos principios filosficos mnimos, una Agenda que corresponda a los asuntos centrales del alzamiento popular (ZRC, Plan de ZRC, erradicacin social de la coca, subsidios a las familias cocaleras, proyectos productivos, reformulacin de los Conpes, plan de derechos humanos, inversin en educacin y salud, control a los impactos de la Locomotora Minera, suspensin de la Zona militar de Consolidacion y recuperacin estratgica, obras pblicas, redes tecnolgicas y garantas judiciales), un cronograma de implementacin efectiva y coordinada de los acuerdos, la presencia de la Comisin mediadora para que dirima impases y una metodologa de trabajo para que el funcionamiento de la Mesa de negociaciones sea muy eficiente y eficaz en su cometido.

La presencia de medios de comunicacin, especialmente de medios alternativos, como Prensa Rural y Voz, ser crucial en toda la dinmica que har curso hacia adelante, tanto en la sede de la Gobernacin en Cucuta como en los 13 municipios del Catatumbo, donde es convenientes se realicen de manera simultanea Audiencias Pblicas con las avances y acuerdos logrados, en el da a da.

La Audiencia pblica y los Cabildos son mecanismos institucionales del modelo democrtico/participativo que involucran claramente a todos los habitantes y es garanta de transparencia y compromiso para alcanzar las soluciones que se requieren.

La Mesa del Catatumbo requerir de la solidaridad de todos los colombianos, al igual que la accin colectiva de los mineros en curso, que hoy ha tenido un momento vibrante de lucha en el municipio de Zaragoza, en el bajo Cauca Antioqueo, donde el gobierno est movilizando los neoparamilitares de las Bacrims para asesinar a los pequeos, medianos y artesanos trabajadores de las minas de oro que reclaman sus derechos fundamentales.

El 19 de agosto, al iniciarse el gran Paro Nacional Agrario, el Catatumbo ser un smbolo de la protesta y huelga agraria que ya ha formalizado ante el Ministerio de Agricultura su pliego principal consistente en la implementacin de medidas frente a la crisis de la produccin agropecuaria; accesos a la propiedad de la tierra; reconocimiento a la territorialidad campesina; participacin efectiva de las comunidades y los mineros pequeos y tradicionales en la formulacin y desarrollo de la poltica minera; tomar medidas de proteccin a la protesta y que se cumplan las garantas reales para el ejercicio de los derechos polticos de la poblacin rural y finalmente inversin social en la poblacin rural y urbana en educacin; salud, vivienda, servicios pblicos y vas.

Todos somos Catatumbo.


Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter