Portada :: Mxico
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 23-08-2013

Lecciones de civismo y patriotismo

Miguel ngel Ferrer
Rebelin


Es cierto y hasta innegable que en algunos sectores de la sociedad mexicana imperan el conformismo, la apata y hasta la complacencia con el estado actual del pas. Pero es igualmente cierto e innegable que en otros sectores es elevada la conciencia de clase, la rebelda, el repudio al autoritarismo y el rechazo a un gobierno que desde hace 30 aos dej de velar por el inters de sus gobernados.

Entre esos sectores sociales con elevada conciencia de clase, con valenta, con espritu de lucha y con amplias y slidas motivaciones justicieras destacan los maestros mexicanos, en especial los de jardn de nios, los de primaria y los de secundaria, es decir, la inmensa mayora de los mentores del pas.

Son sin duda alguna los legtimos herederos de los huelguistas de Cananea y de Ro Blanco, movimientos obreros precursores del estallido revolucionario de 1910. Y son igualmente legtimos herederos de las heroicas huelgas de ferrocarrileros, maestros, estudiantes y mdicos de 1958-1965. Y lo son tambin de los no menos heroicos y nobles movimientos estudiantiles de 1968 y de los que en aos posteriores se opusieron con xito a la privatizacin de la educacin superior que pretendieron los nefastos rectores y dciles sirvientes de la oligarqua, Jorge Carpizo y Jos Barns de Castro.

Y no slo son herederos de aquellas nobleza y gallarda, de aquella elevada conciencia de clase, de aquella valenta, de aquel herosmo; tambin lo son de los insultos, de las injurias, de las descalificaciones que provienen del poder poltico y econmico. Y de los macanazos, los gases lacrimgenos y las balas, a veces de goma y a veces de plomo, de policas y soldados.

Hoy, como en aquellos aos de inicua represin, el poder no escucha la voz dolida e indignada de los mejores hijos de la nacin. Y adems los apalea, los persigue, los difama, los calumnia, los encarcela. Y ante tanta cerrazn, sordera y maldad del poder, es necesario preguntarse qu induce a nuestros gobernantes a proceder de modo tan irracional.

Por qu se empecinan en llevar adelante una reforma educativa que de educativa slo tiene el nombre y que es repudiada precisamente por los maestros que seran los encargados de ponerla en prctica?

Cul es el propsito? Privatizar la educacin como privatizaron la telefona, la siderurgia, la aviacin, los puertos, los ferrocarriles, los bancos? Obviamente. El mercado educativo es grande, creciente y muy rentable. Millones de estudiantes que paguen colegiatura es el sueo dorado de los mercachifles disfrazados de empresarios educativos que ya lucran, aunque quieren ms, con una bonita mercanca llamada proceso enseanza-aprendizaje, de muy baja calidad pero de muy alto precio.

Contra ese avieso e hipcrita propsito se han alzado los maestros mexicanos. Y estn dando lecciones de civismo y de patriotismo. Estn enseando, en la prctica, que los derechos no se mendigan y que debe lucharse por ellos. Y estas lecciones no son slo para los 50 nios o jvenes de cada grupo escolar. Son lecciones de dignidad, tica, congruencia y valor para toda la nacin. Y para otras naciones, alrededor del mundo, que siguen de cerca y con simpata la nueva insurreccin cvica de un importante y lcido sector del moderno proletariado mexicano.

Es probable, como ha ocurrido tantas y tantas veces a lo largo de la historia de las luchas sociales, que el poder poltico y el poder econmico logren mediante el uso de la fuerza bruta vencer a la razn y a la cultura. Pero sera, como en 1958, en 1965, en 1968 y en 1987, una victoria prrica, un fracaso mal disfrazado de triunfo. Y el anuncio de ms y mayores conflictos sociales. Hasta que el Estado renuncie a su propsito privatizador de la educacin, pues la educacin pblica es una conquista irreductible del pueblo mexicano.

Blog del autor: www.miguelangelferrer-mentor.com.mx

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter