Portada :: Espaa :: Crisis poltica en Catalua
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 02-11-2017

Desde Londres con amor

John Carlin
La Vanguardia


Me levanto aqu en Londres antes del amanecer, leo lo ltimo sobre Catalunya y pienso qu feo que es todo esto. Qu feo y qu doloroso y qu decepcionante.

Esperaba ms de Espaa, el pas donde naci mi madre, donde he vivido quince de los ltimos diecinueve aos, donde me he propuesto vivir en Catalunya, sea independiente o no la mayor parte del resto de los das que me quedan. La gente es ms simptica, noble y generosa que en cualquiera de los otros siete pases en los que he vivido. Comparado con los ms de 70 pases que he visitado es un buen lugar para ser un inmigrante, es un buen pas para ser homosexual, para ser mujer, para ser un nio o un anciano. Hay tanto en Espaa que es admirable, envidiable, moderno y ejemplar.

Es por todo esto que me decepciona y me deprime tanto constatar lo primitiva que sigue siendo la joven democracia espaola, en particular lo desquiciada que se vuelve cuando entra en juego el tema de la soberana territorial. Tanto yo como mis muchos amigos extranjeros que conocen bien Espaa y la aman hemos descubierto en las ltimas semanas del drama cataln algo oscuro en el alma poltica de este pas que hubiramos preferido no ver.

Esto no es tomar una posicin a favor de la independencia. Creo que sin excepcin todos mis amigos nacidos fuera comparten mi rechazo al independentismo. No me gusta el antagonismo que define la esencia del sentimiento nacionalista siempre y en todos los lugares; sospecho que el precio econmico de abandonar Espaa sera catastrfico para Catalunya, en cuyo suelo, por cierto, tengo todos mis ahorros.

Seguir leyendo: http://www.lavanguardia.com/opinion/20171101/432516063870/desde-londres-con-amor.html



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter