Portada :: Opinin :: La Izquierda a debate
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 02-03-2018

Los deberes de la izquierda

Miquel Segur
Ctxt

El mrito del pensamiento de izquierda del siglo XIX fue el de captar bien las necesidades de su mundo y ofrecer herramientas con sentido para su abordaje. Hoy hay que pedirle a las izquierdas lo mismo


Estrenamos ao y con l nuevas efemrides. De todas ellas dos sobresalen de manera especial, no solo por su incidencia histrica, sino porque adems guardan estrecha relacin entre s. Este 2018 se cumplen 50 aos del mayo del 68 parisino y 200 del nacimiento en Trveris de Karl Heinrich Mordeji Marx ​​(en mayo tambin). Dos puntos de inflexin relacionados y, seguramente, de pareja relevancia. Sin Marx el mayo del 68 no hubiese sido posible, o al menos no en la forma en que se dio, y sin mayos del 68 el legado de Marx podra quedar relegado a ser un mero fenmeno histrico, sin eco para el presente.

Marx, junto a Nietzsche y Freud constituyen la terna conocida como los maestros de la sospecha. As la bautiz Paul Ricoeur, puesto que son pensadores que ponen en duda los cimientos culturales dados por ciertos sobre los que las sociedades occidentales se asentaban (la estructura del poder; la estructura de la moral y el conocimiento; la estructura psquica del sujeto). Traer a la memoria el nacimiento de Marx no tendra que ser solamente recordar a un socilogo, un economista o un activista poltico. Debera conllevar, ante todo, la constatacin de que sin l los designios de la historia de gran parte del mundo no hubiesen sido los que hoy relatamos. As de grave, pero as de cierto.

Dicho esto, conviene plantearse qu queda de Marx en nuestro discurso poltico, sobre todo en el contexto de las izquierdas. A eso se dedica Marco Revelli en su Posizquierda (Ed. Trotta, 2015), comenzando con una advertencia que es toda una declaracin de intenciones. Parece dudoso, dice, poder hablar hoy de izquierda y derecha en un sentido clsico. Nuestro mundo no tiene nada que ver con el siglo XIX, lo que ciertamente no eclipsa que las causas que dieron pie a su surgimiento no continen vigentes. Ms bien todo lo contrario. Pero se echan de menos soluciones adaptadas a los tiempos que corren y sujetos polticos dispuestos a hacerse cargo de ellas, aade Revelli.

Por qu la anttesis izquierda-derecha debera ser reformulada? Para Revelli existen cuatro grandes motivos. Primero: ya no se puede hablar de una mera divisin por clases. Las desigualdades dividen a los hombres en categoras ms profundas, ontolgicas. Segundo: en las sociedades occidentales existen oligarquas omnipotentes impermeables a la dinmica poltica. Tercero: el termmetro de la accin poltica ya no es el gora pblica. Ahora su credibilidad viene marcada por la accin judicial. Cuarto: el debate poltico es fundamentalmente un espectculo parlamentario que da pie a una multitud de comentarios en forma de "tuits" o "me gusta".

A todo ello aadira lo ms obvio: nuestro medio social no es solamente diferente al del siglo XIX, sino que el imaginario colectivo es enteramente heterogneo. Por solo mencionar un par de variables: el estado del bienestar es una realidad que damos por descontada y que asumimos como lo normal, y la integracin cotidiana de la tecnologa y la conectividad global ofrecen nuevos modos de relacin social y de desarrollo individual que saturan las categoras antes instauradas. Para decir soy de izquierda, pues, no vale con remitirse a los parmetros del siglo XIX. Hay que adaptarlos.

La tarea urge. Hoy ms que nunca necesitamos relatos crebles y factibles que ayuden a hacer ms robusto y extenso el proyecto de una sociedad ms feliz. Hoy ms que nunca la izquierda requiere de una reformulacin de su posicin en el mundo que nos afecta, en nuestro mundo. Le constrie la necesidad de actualizar el sentido de algunas categoras (obrero, patrn, lucha de clases o medios de produccin) para afrontar con garantas los retos que se derivan de la autoexplotacin, de las nuevas relaciones laborales y sociales, del descrdito de las instituciones polticas, de la sostenibilidad, de la globalizacin, de la interaccin de las tradiciones culturales, de la permeabilidad de la esfera pblica

Se est comentando ltimamente el "fenmeno" C's y el hecho de que sectores catalanes tradicionalmente votantes de izquierda se decantaran el pasado 21/D por la formacin naranja. Ya sucedi en las elecciones del 27/S y entonces se dijo que la lgica plebiscitaria lo poda explicar. Ahora cabe aadir que si as fuere, ya no lo sera tanto. Salta a la vista que el relato de la izquierda actual ya no aparece como la alternativa de choque a las urgentes desigualdades sociales existentes. No es ni mucho menos un fenmeno nuevo en la Europa occidental, por eso tambin en el Parlament el centro-derecha ya suma mayora. Y el hecho es que, si hacemos caso a las ltimas encuestas, en las prximas elecciones generales se consolidar el papel de las derechas, con todo lo que ha llovido.

La denominacin "izquierda" naci con la Revolucin Francesa y vivi su auge doctrinal en el siglo XIX con la obra de Marx y Engels. Pero es una sensibilidad socio-poltica que se remonta a mucho antes. Solo hay que recordar a los hermanos Graco y su papel en la Roma republicana del siglo II a. C. El mrito del pensamiento de izquierda del siglo XIX fue el de captar bien las necesidades de su mundo y ofrecer herramientas con sentido para su abordaje. Hoy hay que pedirle a las izquierdas lo mismo, y que se hagan eco del enojo y malestar actuales y lo modulen creativamente en una fuerza transformadora que haga ms asequible la posibilidad de la felicidad a la ciudadana. La empresa no es menor porque no valen las cortapisas, y hasta ahora no parece haberse dado con la tecla. Pero no hay otra, si de verdad se aspira a ser motor de progreso social. Como apunta Jos Antonio Prez Tapias en el prlogo del libro, los esencialismos (sean cuales sean) no forman parte, precisamente, de una actitud de izquierdas. As que no caben restauraciones de antao, sino atinadas actualizaciones para proyectar un mejor futuro para el rabioso presente.

Miquel Segur es Profesor de la UOC Investigador de la Ctedra Ethos (URL). @miquel_seguro

Fuente: http://ctxt.es/es/20180228/Firmas/18102/Miquel-Seguro-marx-engels-marxismo-izquierda.htm



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter