Portada :: Amrica Latina y Caribe
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 12-01-2019

[Per] Una salida democrtica a la corrupcin en el Poder Judicial
Por la eleccin universal de jueces y fiscales

Csar Zelada
Rebelin


A tres aos del bicentenario, Per, se encuentra en una crisis de corrupcin indita que pone en cuestin toda la base legal de dominacin capitalista. As las cosas, es un secreto a voces que l que tiene poder poltico o econmico sale librado de un delito sea por asesinato, intento de feminicidio (como en el caso de Arlette Contreras) o por narcotrfico (caso Snchez Paredes), etc. Por tanto, es comprensible que sectores de la poblacin vean con entusiasmo la labor de Domingo Prez y Rafael Vela. Pero acabar la corrupcin con Chavarry fuera de la Fiscala?, cuntos Chavarry hay en ese monstruo llamado Poder Judicial?

Por esta razn, hay que dejar claro que la propuesta vizcarrista de la eleccin, por concurso pblico-meritocrtico, de los jueces supremos, a travs de una Junta Nacional de Justicia (JNJ), es una trampa. Y es que al igual que para los concursos para jefaturas de direcciones pblicas, el Estado burgus, articular una artimaa para elegir solo a los que son susceptibles de su lnea poltica para conformar su JNJ.

Lamentablemente, la izquierda reformista, tambin es furgn de cola del vizcarrismo en este tema, huyendo del debate que necesita dar la vanguardia y el pueblo.

En este contexto, queremos aportar con la propuesta de la eleccin por voto universal de los jueces y fiscales, como salida a la crisis de corrupcin de Lavajuez. Solo de esta forma se puede avanzar en la destruccin de la telaraa que el aprofujimorismo ha tejido durante dcadas en el Poder Judicial. Esta cuestin implica que cada candidato a juez o fiscal, para integrar el mximo ente rector, deba pasar por el escaneo pblico de las y los trabajadores.

El fracaso de la democracia pactada liberal

La democracia representativa surge como una consigna liberal progresista contra la Monarqua absoluta que concentraba todo el poder en la Corona. Para que no se pueda abusar del poder, es preciso que el poder detenga al poder, escribi Montesquieu. Es as como la idea de uno de los lderes de la ilustracin francesa era que existan rganos de poder distintos, independendientes unos de otros y a la vez controlndose, con el fin de darle estabilidad al gobierno constituido, cuya esencia radicaba en el voto popular. Sin embargo, a los magistrados encargados de impartir justicia, se le privaba del mecanismo de la eleccin popular argumentando que si iban a una eleccin universal iban a ser contaminados con ideas polticas, y, por tanto, iban a parcializarse al impartir justicia.

No obstante, ms de tres siglos despus, la receta sali peor que la enfermedad. La democracia liberal, donde los poderes del Estado (Ejecutivo, Legislativo), pactan la eleccin de los integrantes del Consejo Nacional de la Magistratura (ahora JNJ), son una muestra categrica del fracaso de esta teora. En la prctica, los partidos gobernantes, hacen grandes negocios con los bienes y necesidades pblicas (obras de infraestructura, salud, transporte y educacin pblicas, ahorros en AFPs, programas sociales, etc.), contando con el beneplcito de los jueces y fiscales que los polticos nombraron desde el poder.

Por estas razones, es una farsa plantear una JNJ que no es ms que una poltica gatopardista de cambiar algo para que nada cambie. Y ms bien se hace necesario afirmar la propuesta de la eleccin de jueces y fiscales por voto universal y de forma independiente de los partidos polticos, a la par que se plantea la revocatoria de mandato para los funcionarios que no cumplan con su competencia.

La eleccin de jueces y fiscales en el mundo

En el mundo, solo Bolivia y varios Estados federativos de EE.UU. tienen este mtodo de eleccin que es el ms democrtico porque es el pueblo el que se informa, analiza, debate y elige a los que impartirn justicia en su pas. La campaa de propaganda meditica de los candidatos a jueces y fiscales est a cargo del Tribunal Electoral Plurinacional, previa idoneidad para el cargo.

Y en efecto, en el 2017, 6.5 millones de bolivianos/as acudieron a las urnas. Un total de 597 candidatos fueron postulantes para estas elecciones. De ellos, 96 fueron preseleccionados por la Asamblea Legislativa Plurinacional (en base a sus mritos acadmicos y laborales). De estos, 18 sern electos como magistrados para el Tribunal Supremo de Justicia (9 titulares, 9 suplentes); 18 para el Tribunal Constitucional Plurinacional (9 titulares, 9 suplentes); 10 para el Tribunal Agroambiental (5 titulares, 5 suplentes); y 6 para el Consejo de la Magistratura (3 titulares, 3 suplentes) , redact Resumen Latinoamericano (30/11/17).

Este mtodo permite que los funcionarios del Estado, que se elevaban como una burbuja misteriosa por encima de la sociedad (a travs de pactos y amarres entre los polticos del ejecutivo y el legislativo), pisen tierra y pasen por el escaneado pblico.

Y uno de los requisitos fundamentales para este importante cargo debe ser tener una hoja de vida intachable. Ninguna clase de denuncia. Sin embargo, la eleccin de jueces y fiscales, no lo podr conquistar el pueblo sino es a travs de la movilizacin democrtica vinculndola a la revocatoria del mandato si no cumple con su competencia. Y esto bajo la perspectiva de un gobierno de las y los ciudadanos trabajadores.

Csar Zelada. Director de la revista La Abeja (teora, anlisis y debate).

Rebelin ha publicado este artculo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter