Portada :: Palestina y Oriente Prximo
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 12-02-2019

Con los recortes de la ayuda estadounidense, las mujeres palestinas pagan el precio ms alto

Henriette Chacar
972mag

Traducido del ingls para Rebelin por J. M.


Durante aos Estados Unidos fue el mayor donante de ayuda para los palestinos. Con los fondos para los programas de salud, educacin y saneamiento repentinamente paralizados, las mujeres y las nias son las ms afectadas.

Palestinian women cross the Qalandiya checkpoint, outside of the West bank city of Ramallah, on June 23, 2017. (Hadas Parush/Flash90)

 

Mujeres palestinas cruzan el puesto de control de Qalandiya, fuera de la ciudad de Cisjordania de Ramallah, el 23 de junio de 2017. (Hadas Parush / Flash90)

Cuando el esposo de Nawal tuvo que dejar de trabajar hace dos aos debido a fuertes dolores de estmago, ella se convirti en la proveedora principal de la familia. Nawal, quien pidi usar solo su nombre, vive con sus siete hijos en el campamento de refugiados de Dheisheh, cerca de Beln. Nawal sola ser elegible para los estipendios de la UNRWA que la ayudaran a cubrir los costos mdicos de la familia, pero recientemente le dijeron que esa asistencia ya no est disponible.

Zahya Al Mubasher es una viuda que lucha contra el cncer en Gaza. A los 61 aos, sigue siendo la proveedora de 17 personas, hijos, nietos y hermanos. Se gana la vida cultivando tomates en un invernadero del patio trasero que fue financiado por USAID, una agencia del Gobierno de los Estados Unidos responsable de administrar ayuda civil y asistencia para el desarrollo.

Nawal y Zahya son solo dos de las miles de mujeres palestinas que se ven directamente afectadas por la decisin del gobierno de Trump de desfinanciar la ayuda a los palestinos. Ms recientemente, la administracin cerr la misin de USAID en Cisjordania y Gaza, mientras que recort en 2018 ms de 500 millones de dlares en fondos para proyectos palestinos. Los crticos dicen que es solo el ltimo intento de chantajear a la Autoridad Palestina para que llegue a un acuerdo de paz con Israel.

Segn Susan Markham, excoordinadora principal de USAID para la igualdad de gnero y el empoderamiento de las mujeres: cuando la sociedad o las instituciones comienzan a romperse por falta de inversin, las mujeres se sienten an ms agobiadas por las responsabilidades domsticas con las que tradicionalmente estn asociadas. La gestin del tiempo entre las responsabilidades profesionales y el trabajo domstico, agrega, se convierte en un desafo an mayor. Es algo que no se mide a menudo, pero tiene un impacto real en la vida cotidiana de las mujeres.

En las mujeres, los efectos de tal ruptura son dobles: los programas centrados en el gnero financiados por los EE.UU. ahora se han eliminado, reduciendo el nmero de iniciativas que se centran exclusivamente en la promocin de los derechos y las oportunidades para las mujeres, mientras que los proyectos ms grandes relacionados con la infraestructura -como en salud y saneamiento- quedan sin terminar. Esto puede tener un impacto perjudicial en los roles de las mujeres y las nias en la sociedad.

Palestinian school girls stand in front of a mural painted on their school wall in Gaza City on March 13, 2013. (Wissam Nassar/Flash90)

 

Nias de una escuela palestina se paran frente a un mural pintado en la pared de su escuela en la ciudad de Gaza el 13 de marzo de 2013. (Wissam Nassar / Flash90)

En los ltimos aos cientos de miles de dlares en ayuda de los Estados Unidos se destinaron a los programas de defensa de los derechos de las mujeres palestinas. Entre los beneficiarios de la ayuda se encuentra Kayan, una organizacin feminista que protege los derechos y promueve el estatus de la mujer palestina en Israel, que recibi una subvencin del Gobierno de los Estados Unidos para un proyecto que se esfuerza por poner fin al acoso sexual en el lugar de trabajo. En Cisjordania y Gaza, el proyecto de "Tribunales de mujeres", financiado por Estados Unidos, tuvo como objetivo reducir la violencia de gnero en las comunidades palestinas mediante reformas legislativas y cambios de polticas.

Palestina es el nico pas en Medio Oriente y frica del Norte que se ha adherido a la Convencin de las Naciones Unidas sobre la Eliminacin de todas las Formas de Discriminacin contra la Mujer (CEDAW) sin reservas ni declaraciones. Las mujeres palestinas se encuentran entre las ms educadas de la regin, y mientras ms mujeres que hace 10 aos ingresan a la fuerza laboral en la actualidad, las tasas siguen siendo ms bajas en comparacin con los promedios regionales, segn un informe del Banco Mundial de 2017.

"USAID realmente se enfoc en ayudar a las mujeres [palestinas] a obtener poder econmico", dice Markham. Implic programas que llevaban a las nias a la escuela secundaria, financi pasantas y tutoras y ayud a las mujeres a crear sus propias empresas, creando un ciclo positivo en el que las mujeres eran valoradas por la comunidad como propietarias de empresas o trabajadoras capaces de llevar dinero a casa, a la familia". Estos proyectos, dice ella, ayudaron a cambiar las actitudes de gnero en la sociedad palestina.

En las ltimas dos dcadas, los fondos de los Estados Unidos han ayudado a ms de 200.000 mujeres en Cisjordania y Gaza a obtener una mejor educacin a travs de inversiones en renovaciones y capacitacin escolar. Estas iniciativas ahora repentinamente se han detenido.

Uno de los casos ms graves es una escuela en el rea de Beln que solo alcanza el dcimo grado, dice Sean Carroll, director de Anera, una de las organizaciones no gubernamentales ms grandes que brinda asistencia humanitaria a los palestinos. Anera haba estado trabajando en la rehabilitacin y ampliacin de la escuela para ofrecer a los estudiantes una educacin secundaria. Si queras continuar tus estudios, tenas que irte a 30 millas de distancia. Muchos de los nios no lo hicieron, especialmente las nias, por lo que efectivamente la educacin de las nias en esa ciudad se detena en el 10 grado, explica.

El hecho de mantener a las nias en la escuela es tambin una de las formas ms efectivas de evitar el matrimonio infantil y sigue siendo un problema importante en Palestina, segn una declaracin conjunta del Centro de Mujeres para Asistencia Legal y Asesora (WCLAC) y Human Rights Watch del pasado julio. Segn los datos publicados por la Oficina Central de Estadsticas de Palestina en 2016, el matrimonio infantil alcanz el 20,5 por ciento entre las mujeres y el uno por ciento entre los hombres de la poblacin total casada en Palestina.

Palestinian women hold their babies, who had been born in shelters during the 2014 Israeli offensive on Gaza, during a ceremony to honor the mothers in an UNRWA center in Rafah refugee camp, in southern Gaza Strip on August 13, 2014. (Abed Rahim Khatib/Flash90)

 

Mujeres palestinas sostienen a sus bebs, que nacieron en refugios durante la ofensiva israel de 2014 en Gaza, durante una ceremonia para honrar a las madres en un centro de UNRWA en el campo de refugiados de Rafah, en el sur de la Franja de Gaza el 13 de agosto de 2014. (Abed Rahim Khatib / Flash90)

Un factor importante que desalienta a las nias a asistir a la escuela es la falta de acceso a instalaciones sanitarias adecuadas durante la menstruacin, con carencia de agua e higiene adecuada. Por lo tanto, es probable que el abandono de inversiones en infraestructuras de agua, que conectan hogares con redes de agua limpia y alcantarillado, afecte desfavorablemente a mujeres y nias.

Adems, la escasez de agua agrega presin a las mujeres, que a menudo se encargan de las tareas domsticas, incluida la cocina y la limpieza, as como el cuidado de los nios que contraen enfermedades transmitidas por el agua. En reas que no estn conectadas a las redes de agua, las mujeres y las nias suelen ser responsables de encontrar y recolectar agua para sus familias, lo que puede impedirles asistir a la escuela o participar en trabajos remunerados, segn EWASH, un grupo de ms de 30 organizaciones que trabajan en el tema del agua, saneamiento e higiene en los territorios ocupados.

La mayor cantidad de fondos de nuestro proyecto de USAID en los ltimos 10 aos ha estado en agua e higiene, dice Carroll, y con los recortes en este momento, sabemos que 57.000 palestinos no tendrn acceso a agua segura [a travs de un proyecto] que fue planeado y se habra implementado para fines de ao".

El Gobierno de Israel sobre los palestinos restringe la entrada de bienes a los territorios ocupados, incluidos los medicamentos y el equipo mdico. Como resultado, los servicios de salud que salvan vidas, como el tratamiento del cncer y los cuidados intensivos neonatales, no estn disponibles en Cisjordania y Gaza. Muchos pacientes palestinos viajan a Jerusaln Este para recibir atencin en uno de los seis hospitales que conforman la Red de Hospitales de Jerusaln Este. En septiembre pasado, la administracin de Trump retir 25 millones de dlares que haba planeado entregar a la Red.

Segn Bassem Abu Libdeh , director del Hospital Al Makassed, los fondos de los Estados Unidos solan cubrir el 40 por ciento de los costos para los seis hospitales. Junto con el recorte de la ayuda a la UNRWA en septiembre pasado -que represent un recorte presupuestario del 30 por ciento a la agencia de las Naciones Unidas encargada de brindar servicios a millones de refugiados palestinos en el Medio Oriente- muchos palestinos ya no pueden pagar la atencin que necesitan. Para las mujeres esto significa un acceso limitado al tratamiento del cncer de mama o la atencin para los embarazos de alto riesgo disponibles predominantemente en estos hospitales del este de Jerusaln.

Esta escasez de fondos ha socavado an ms el funcionamiento de las clnicas mviles, operadas por un grupo de ONG palestinas e internacionales bajo l nombre de Health Cluster, que brinda servicios de salud a ms de 220.000 palestinos en Cisjordania. Segn la Oficina de Coordinacin de Asuntos Humanitarios en los territorios ocupados, las personas ms vulnerables en estas comunidades son las mujeres durante el embarazo y el parto; nios y bebs enfermos; los ancianos y los enfermos crnicos o discapacitados". Esto no solo tiene un efecto directo en los programas de salud para las mujeres, sino que tambin agrega presin a las mujeres que generalmente actan como cuidadoras en la familia, como Nawal.

Segn el Banco Mundial, la ocupacin de Israel limita severamente la economa palestina. Las restricciones al movimiento de bienes y personas, la apropiacin de tierras y el bloqueo de Gaza, entre otras cosas, ahogan el xito de las polticas econmicas establecidas por la Autoridad Palestina. Como resultado, los donantes internacionales desempean un papel destacado en la implementacin de reformas y la prestacin de servicios en Palestina, Tanto las entidades gubernamentales como las organizaciones de la sociedad civil dependen en gran medida de la ayuda externa para operar.

"La economa nacional palestina no puede sostenerse a s misma como resultado de la ocupacin y sus polticas", dice el doctor Sahar Qawasmi, quien fue elegido como miembro del Consejo Legislativo Palestino en 2006 y forma parte de la junta directiva de WCLAC. "Cuando una mujer es sometida a violencia, se le niegan las oportunidades econmicas y la agencia poltica, afecta significativamente a las generaciones futuras".

Fuente: https://972mag.com/us-aid-cuts-palestinian-women/140041/

Esta traduccin se puede reproducir libremente a condicin de respetar su integridad y mencionar a la autora, a la traductora y Rebelin.org como fuente de la traduccin.

 



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter