Portada :: Iraq
Aumentar tamaño del texto Disminuir tamaño del texto Partir el texto en columnas Ver como pdf 21-01-2010

Penoso despertar (I)

Layla Anwar
An Arab Woman Blues

Traducido del ingls para Rebelin por Sinfo Fernndez



Es posible que tu navegador no permita visualizar esta imagen.

Cuadro del artista iraqu Abdel Amir Alwan

Qu forma de iniciar el da! Vaya comienzo!

Ayer me promet a m misma que iba a romper con mi pauta habitual de conducta: la pauta de las largas noches sin dormir, donde me siento constantemente asaltada por una especie de desfase horario aunque no haya movido el trasero de la silla. Me dije a m misma: Ya Layla, s normal, por favor. Y por eso me puse a darle duro a mi alter ego, ese que dirige la voz de la razn, y le promet que me ira temprano a planchar la oreja, muy temprano, de verdad a eso de las once de la noche es verdaderamente pronto para m. Tambin le promet a esa imperiosa voz de la normalidad que no volvera a acercarme al ordenador antes de retirarme a dormir. Por fin, pens para m, una noche completa de sueo, sin pesadillas, sin pensamientos dando vueltas por mi cabeza sobre Iraq, Hait, Afganistn, Gaza, Irn, el mundo slo una noche normal y benigna y quin me lo iba a decir?, fui y cumpl mi promesa.

No importa que me despertara sobresaltada dos horas ms tarde sintiendo que me haba perdido algo importante, me obligu a dormir de nuevo, para despertar otra vez dos horas despus Comprend que mi plan haba fracasado pero aun me senta contenta por el trato respetado. Por fin volva a mi viejo ser: la buena chica normal. Menudo xito!

Y as, a punto de amanecer, me levant de una mala noche, volviendo a mi ritual habitual y corr a oler el aroma del caf al cocerse todo estaba silencioso a mi alrededor incluso los pjaros seguan dormidos sin duda, deba haber logrado lo imposible. Dormir pronto y levantarme pronto, tras unas cuatro horas de sueo interrumpido.

Con cantidades industriales de caf a mano, un tanto aturdida an en medio de la oscuridad del amanecer, me sent ante mi ordenador e hice lo que habitualmente hago: empezar el da con las noticias. Y vaya forma miserable de hacerlo. Despus miro mi correo. Y a continuacin ataco los tweets confiando en no haberme perdido nada de las noticias de ayer

Y todo lo que se me ha repartido en esta fra maana son ms noticias

Los haitianos siguen luchando por conseguir alimento y agua, por no hablar de los miles de heridos sin atencin, una situacin totalmente desesperada a la que francamente no le veo salida, especialmente ahora en que EEUU ha encontrado la oportunidad perfecta para establecer una presencia militar a largo plazo bajo la excusa de entregar ayuda

Noticias de Guantnamo, donde est demasiado claro que lo que se quiso hacer pasar como suicidio de varios detenidos no era sino el asesinato perpetrado por los fuertes y libres, el asesinato de prisioneros inocentes detenidos sin acusacin, torturados vilmente hasta la muerte para despus mutilarlos y borrar las huellas de ese crimen de los fuertes y libres.

Noticias de Iraq, donde los chies de Irn estn haciendo todo lo posible para asegurar que slo ellos estn presentes en las prximas elecciones, prohibiendo la representacin de laicos y no chies, i.e. sunnes.

Todo eso me lleva, por supuesto, a recordar el genocidio en curso contra los sunnes rabes en Iraq, el genocidio en curso dirigido por Irn y sus seguidores chies, un genocidio dentro de otro, ms inmenso, el genocidio estadounidense contra el pueblo iraqu.

Y eso me lleva tambin a preguntar por centsima vez por el papel de los mugrientos, despreciables, depravados y prfidos iraques que apoyaron y an apoyan a la ocupacin estadounidense o a la ocupacin iran, o a ambas

Esos traidores mugrientos, podridos hasta la mdula, sin honor, sin dignidad, a sueldo de la CIA/Pentgono y de Irn, que todava, siete aos despus, a pesar del holocausto, a pesar de al destruccin, a pesar del exilio, a pesar del terror masivo que nos infligieron tanto los estadounidenses como sus homlogos iranes, todava se las arreglan para alabar, justificar, racionalizar, hacer propaganda, glorificar a EEUU o a Irn.

Esos criminales mugrientos, depravados y cmplices que se hacen llamar iraques, que hicieron fama y fortuna a base de la sangre iraqu, que viven dentro y fuera de Iraq, son hombres y mujeres, jvenes y viejos; blogger, periodistas, supuestos activistas, supuestas feministas, algunos dirigen ONG, otros son analistas y expertos, portavoces algunos se esconden en sus agujeros ratas en EEUU, Europa y muchos ms lugares, vomitando ms mentiras y ms basura para tapar sus crmenes; algunos aparecen en primer plano en los medios, tras haberse embolsado buenas sumas de dinero de los asesinos de Iraq, sus amos. Y se atreven a hablar en nombre de Iraq y los iraques!

Va a llegar un da en que voy a meter todos sus nombres en una lista, uno por uno, y los de sus amos, uno por uno. Un da voy a ofrecerles los curricula de todos ellos, lo que han hecho, lo que se han embolsado, quin les contrat, para quin espiaron, quin les pag y cuanto de ellos mismos llegaron a vender en la empresa.

Pero ninguno de esos seres inmundos, de esas prostitutas polticas, de esos proxenetas de EEUU, Inglaterra, Irn, ninguna de esas matronas de burdel, que viven en sus escondites, en sus agujeros de ratas, que ladraron como perros rabiosos las maldades de la dictadura, ninguno de ellos ha regresado para vivir en Iraq ahora que Iraq es libre.

Y los que volvieron, lo hicieron temporalmente slo volvieron para hacer ms dinero sangriento y se largaron en cuanto las cosas se pusieron un poco crudas en su nuevo Iraq, su nuevo Iraq de sangre, muerte, corrupcin, latrocinio, prostitucin, adiccin a las drogas, trfico de nios, tortura, violacin su nuevo Iraq

Se dieron mucha prisa para volverse a Inglaterra, EEUU, Irn, o dondequiera que hayan establecido su residencia permanente, sus prostbulos permanentes, para seguirse vendiendo un poco ms, para controlar las cuentas de sus bancos, para embolsarse un poco ms y esperar hasta que las cosas, la seguridad, mejore un poquito para que puedan volver y vender ms sangre iraqu

Esos iraques, hombres y mujeres, y hay un montn de ellos, es lo que es realmente espantoso en Iraq.

Ellos son los asesinos nmero uno, los criminales nmero uno, los cmplices nmero uno, las semillas de la Muerte nmero uno

Esos son la mugre, la basura de Iraq y los basureros de la historia y las fosas del infierno sern su morada eterna.

Tengo ms noticias del despertar de esta maana pero tengo que volverme ahora a dormir. Este despertar ha sido demasiado angustioso

Fuente: http://arabwomanblues.blogspot.com/2010/01/uncomfortably-awake-1.html



Envía esta noticia
Compartir esta noticia: delicious  digg  meneame twitter