Recomiendo:
0

El campus de la Escuela de las Américas en Bagdad

Fuentes: Jadaliya

Traducción para Rebelión de Loles Oliván.

El presidente Obama sigue intentando vender la retirada de las tropas de Iraq en la campaña electoral como uno de sus logros en política exterior. El otro es el asesinato extrajudicial de Osama bin Laden. Pero no todas las tropas estadounidenses han salido de Iraq. Algunas se han quedado para «ayudar» y operan bajo el paraguas civil de la gigantesca embajada de Estados Unidos en Bagdad. El fracaso catastrófico de los proyectos de reconstrucción debido al fraude y a la corrupción, y la desaparición de decenas de miles de millones de dólares en y de Iraq han sido documentados por periodistas e investigados por el Congreso. Pero para ser justos, uno no debe pasar por alto los logros conseguidos aunque sean insignificantes. El Centro Al-Nahrain de Bagdad es uno de ellos.

El 17 de junio, el primer ministro iraquí cortó las cintas para inaugurar el Centro al-Nahrain de Estudios Estratégicos. Aunque en su discurso no mencionó el papel de la Embajada de Estados Unidos en la financiación del proyecto ni informó tampoco a los ciudadanos iraquíes del alcance de sus actividades. Subrayó el papel que debe desempeñar la Escuela Superior de Guerra y el Colegio de Defensa Nacional, los cuales están vinculados al Centro al-Nahrain, en «la formación de cuadros estratégicos para construir el Estado interna y externamente». Dos días después, el 19 de junio, la Embajada estadounidense en Bagdad emitió un comunicado de prensa relativamente menos lacónico que el discurso de Al-Maliki sobre la naturaleza y los objetivos reales del Centro. Estos son algunos extractos de dicho comunicado. Subrayo en negrita las partes más reveladoras:

«[…] El centro ha sido patrocinado por la Embajada de Estados Unidos en Bagdaden coordinación con el Gobierno de Iraq, según lo establecido en el Acuerdo Marco Estratégico. En la ceremonia de apertura de 17 de junio se inauguró un Seminario sobre Seguridad Regional Iraquí de tres días de duración con presentaciones de académicos y expertos iraquíes, estadounidenses y de otros países. El objetivo del seminario era la definición de las relaciones estratégicas y reforzar el compromiso de colaboración y cooperación entre Iraq, Estados Unidos y los socios regionales».

«[…] El centro […] facilitará el diálogo regional y servirá de base para la creación de asociaciones entre Iraq y otras naciones de la región. El complejo, que ha costado 15 quince millones de dólares con financiación de la Embajada de Estados Unidos, se ha completado en dos años y representa el compromiso de Iraq con el desarrollo profesional y los estudios estratégicos para altos cargos iraquíes. Las instalaciones ofrecen una sala de conferencias de primera clase y salas de reuniones con disponibilidad para teleconferencias, videos, aulas y un centro de estudiantes que se complementa con una biblioteca, un auditorio y una cafetería».

«Los principales dirigentes iraquíes recibirán educación en áreas de economía de la defensa, relaciones entre civiles y militares, liderazgo y gestión, cuestiones de seguridad regional y planificación estratégica de recursos. Asimismo, el centro contará con la participación de socios académicos, tanto regionales como internacionales, para facilitar intercambios militares fuera del país para formación y desarrollo […]. La Embajada de Estados Unidos en Bagdad, tuvo el honor de apoyar esta iniciativa».

La verdad es que resulta alentador que este proyecto, a diferencia de otros que tenían que ver con infraestructuras, servicios y necesidades vitales para Iraq como electricidad, agua potable, hospitales, etc. se haya cumplido de manera eficiente y en tiempo. Aquí se puede ver un vídeo de las instalaciones justo antes de la inauguración. Se puede ver personal militar estadounidense en los minutos 1:28-2:20. Y aquí un video anterior del DVIDS (Sistema de Video Defensa y Distribución de Imágenes) sobre el proyecto.

En un país que en 1980 tenía el mayor nivel de alfabetización del mundo en desarrollo, el analfabetismo alcanza en la actualidad al 20%. El sistema de educación superior iraquí está en ruinas; el número de diplomas falsos se cuentan por miles en Iraq. Así que, ¿a qué se debe esta urgencia y a qué «cuadros» se refería Al-Maliki en su discurso? ¿A aquellos que, practicando ya la «construcción del Estado» en Iraq y que se han distinguido por la corrupción y la violencia generalizada, necesitan más formación de expertos estadounidenses o de socios regionales? ¿Y qué significa exactamente «construcción externa del Estado»? El lenguaje en el comunicado de prensa y las palabras clave (entrenamiento militar, cooperación estratégica y regional, etc.) son una reminiscencia de los discursos y las prácticas de la tristemente célebre Escuela de las Américas. Los sesenta mil alumnos de la Escuela de las Américas aterrorizaron y masacraron a la población civil de sus países y han incluido a once dictadores militares, desde Noriega (Panamá), Galtieri y Viola (Argentina), Alvarado (Perú), a Suárez (Bolivia) y otros que se convirtieron en «algunos de los peores violadores de los derechos humanos en la historia de Latinoamérica». Aunque la Escuela de las Américas se clausuró en diciembre de 2000, volvió a abrir en enero de 2001 aunque bajo una nueva denominación: el Instituto del Hemisferio Occidental para la Cooperación en Seguridad (WHINSEC, en sus siglas en inglés).

El próximo seminario del Centro al-Nahrain al «estilo occidental» de dos días de duración (5 y 6 de noviembre) y dirigido a 120 participantes bajo el nombre de Seminario sobre seguridad regional de Iraq tendrá un coste de 233 mil dólares según se desprende del contrato sin licitación obtenido por BH Defense (aquí pueden verse los detalles). Y ello a pesar de que el Inspector General de Estados Unidos reclamó en enero de 2011 que se pusiera fin a la financiación del proyecto en su conjunto. Ello podría explicar por qué la primera denominación del [Centro] al-Nahrain era la de Academia Internacional de Iraq. Al-Nahrain (en árabe, dos ríos, es decir, el Tigris y el Éufrates) resulta sin duda más conveniente y más auténtico. La «justificación del contrato» cita el discurso de Obama de enero 2012 «Mantener las prioridades del liderazgo global estadounidense para la defensa en el Siglo XXI»:

«[…] Siempre que sea posible, desarrollaremos enfoques innovadores de bajo coste y de pequeñas dimensiones para alcanzar nuestros objetivos de seguridad, basándonos en maniobras, presencia rotatoria y capacidades de asesoramiento».

Ni es ni innovador -a menos que los drones estén en la agenda- ni de bajo coste. Estoy seguro de que si los ciudadanos iraquíes supieran lo que este centro representa y la violencia que perpetrará e institucionalizará, querrían verlo cerrado ya.

La «pequeña dimensión» resulta demasiado grande.

Fuente: http://www.jadaliyya.com/pages/index/7607/the-baghdad-campus-of-the-school-of-the-americas

 

0