Recomiendo:
0

En torno al film Mientras el aire es nuestro

Fuentes: Rebelión

Tras el estreno de La cámara lúcida, -el 15 de diciembre de 2010- salí de Telek en compañía de Pedro Ramiro (Coordinador del Observatorio de Multinacionales en América Latina (OMAL), el primer invitado del programa. En aquella fría noche Vallecana, Pedro me abordaba en torno a los orígenes del programa y los documentales que tenía […]

Tras el estreno de La cámara lúcida, -el 15 de diciembre de 2010- salí de Telek en compañía de Pedro Ramiro (Coordinador del Observatorio de Multinacionales en América Latina (OMAL), el primer invitado del programa. En aquella fría noche Vallecana, Pedro me abordaba en torno a los orígenes del programa y los documentales que tenía pensado presentar en las próximas emisiones.

Jugaba con mi intermitente memoria y «saltó» el documental: Mientras el aire es nuestro . Con este filme, tengo una particular relación y es que fue de los primeros documentales que reseñe para mi blog, www.cinereverso.es que ahora viste con otras envolturas. Nuestro diálogo, no solo transito entorno al filme, también tuvimos puntos coincidentes sobre la labor que está desarrollando la comarca de Villafranca de los Barros, en Extremadura, y que Pedro, tuvo la atinada adjetivación de calificar como: ¡Ejemplar! y es que este pueblo, distante de Madrid unos 338 km y con tan solo 13 365 habitantes, desarrolla una batalla popular a través de la Plataforma Ciudadana Refinería No, contra las autoridades de la comunidad y la provincia, que con la complicidad de la empresa Balboa, apuestan por «plantar» una obra contaminante que atenta contra la salud de nuestro planeta.

Desempolvando algunas de las reflexiones que hacía en aquella reseña de abril del 2008 y que titulé: Las pesadillas no son sueños, hacia un aparte en torno al filme desde la perspectiva creativa y de la esencia de los contenidos donde apuntaba: «En esta pieza cinematográfica, por su naturaleza de denuncia, el rasgo emotivo del director se expresa claramente en el discurso paralelo entre la voz en off del narrador y, por resultante, diálogo en matriz de monólogo. Se juzga y se comenta; se juzga a las empresas implicadas en esta absurda intencionalidad que se vende como sentido de prosperidad y se comenta desde la aportación de datos, estadísticas, experiencias anteriores sobre similares acciones que buscan reforzar los planteamientos de mayor peso. El realizador da la palabra, pero también la toma».

En otro apartado del texto precisaba: «En el documental solemos asistir a universos reales, que son fragmentados, seleccionados y organizados por el equipo creativo que participa en la puesta fílmica. Por esta vez, vamos a cabrearnos con datos demoledores, a descubrir vivencias que han sido fragmentadas, que cuando se suman constituyen recursos de estremecimiento, de sabia llamada de alerta ante el peligro de la obstinación por intereses que van más allá de bien social. El ropaje de este asunto es de otra naturaleza: el de llenar arcas de dinero para el goce mezquino de unos pocos, esta postura, cae en la mirilla de Mientras el aire es nuestro. La principal empresa beneficiaria: Grupo Alfonso Gallardo, junto a otras instituciones bancarias como BBVA y Caja Madrid, y empresas del mundo del gas y las inversiones petroleras que participan en la fiesta del calvario: Repsol YPF, Gas Natural, Iberdrola, Endesa, por solo citar algunas, son la suma de pastel bien compartido (Fin de la cita).

A fecha de hoy, la amenaza de «sembrar» una obra industrial de esta envergadura está presente. Los hilos que mueven este inaceptable despropósito, forman parte de un eje mayor. Sirva este filme para comprender las esencias de una batalla que supera los límites de un equipo de creación, que cuenta con todo mi respeto.

José Camello Manzano , -realizador de este filme- es natural de Cáceres, Licenciado en Periodismo por la Facultad de Ciencias de la Información de la Universidad Complutense de Madrid, quién se inicia como creador audiovisual en 1986 con la escritura y realización de cortometrajes en Super 8 mm, obteniendo diversos premios a nivel regional y nacional.

Funda en 1988 la empresa de producción audiovisual Libre Producciones S. L., -espacio de creación de su mayoritaria obra-, en la que ejerce desde entonces y hasta la fecha como guionista y realizador, empresa de producción cinematográfica pionera en Extremadura

Ha escrito y realizado más de 400 programas de televisión, incluyendo la serie documental para TV: El lince con botas (147 episodios de 30 minutos, (2001-02) emitida por Canal Sur, y su segunda temporada (144 episodios, 2006-07) emitidos por Canal Extremadura TV.

De su impresionante filmografía vale destacar los títulos: Cielo e infierno (Documental/2002). Soliloquio del farero (Documental/2003, La pulga de agua (Documental/2004), Los últimos (Documental/2005), La viña del señor (Documental/2006), Juan de Labrador, la mosca en la uva (2007) o ‘Despacio» (2009). En el género de ficción, ha rodado mediometrajes y cortometrajes en 35 mm: La puerta abierta, La ilusión, El domador de palabras, La flor del helecho real y El sabio mudo.

Con su labor, ha obtenido más de treinta premios a nivel autonómico, nacional e internacional Asimismo, sus trabajos para la productora han participado en más de un centenar de certámenes y muestras internacionales. En la actualidad, prepara el rodaje de su primer largo de ficción, El mal del arriero.

Sinopsis

Existe la certeza de que los combustibles fósiles como el petróleo están llegando a su fin, lo que obliga a diversificar las fuentes y a poner en cuestión las necesidades reales de energía de una sociedad voraz. No habrá más remedio que cambiar y emplear energías renovables que no se agoten, no supongan peligro y no contaminen, capaces de satisfacer un consumo verdaderamente responsable. Algunas personas, muchas, cierran los ojos ante el sentido común desde sus torres de marfil acristaladas de poder, para mantener sus privilegios y los de las grandes fortunas. Por ello aún hoy, el proyecto más turbio de una de las empresas más contaminantes de Europa cuenta con el apoyo institucional y empresarial para instalar una refinería en Extremadura, el propósito más tóxico y contradictorio en los últimos 40 años en el estado español.

Ficha técnica:

Título original: Mientras el aire es nuestro

Título en Inglés: While the air is our

Idioma original de la producción: castellano

Duración: 58

Subtítulos: No

Formato Original: DVCPRO

Guión: José Camello Manzano, Ana Baliñas,

Producido por: Libre Producciones S. L.

Productor Ejecutivo: Fernando Moreiro y José Camello Manzano

Director: José Camello Manzano

Operadores de cámara: Fernando Moreiro, Rafael Mellado, Carlos Lozano, Carlos Gallego

Voz en off: Antón Cancelas

Dirección Productora

Calle Miralrio 9 BAJO G

Cáceres

Código Postal- 10003

[email protected]com

www.libreproducciones.com

www.plataformarefineria.es

Para la presentación del filme, contaremos con la presencia del realizador, el próximo miércoles 19 de enero a las 8:15 de la tarde ( HORA DE ESPAÑA ) en TeleK de Madrid. Para los madrileños, se emite por el canal 30 de la TDT, sintonizándolo por la frecuencia de 546000 khz. También se puede ver la transmisión, por www.vallecas.org , en el apartado EMISIÓN EN VIVO DE TELEK. La próxima cita, el 26 de enero de 2011.