Recomiendo:
0

Sobre el artículo "Ley de Vergüenza Histórica" de Carlos X. Blanco

75º aniversario de la Revolución del 34 en Asturies, Octubre rojo

Fuentes: Rebelión

1.- Mesa redonda con todos para hablar sobre «Los Herederos del 34 ante el Siglo XXI» Respuesta de Fco Javier de la Fuente, Presidente de la Federación Asturiana Memoria y República (FAMYR) a: Ley de Vergüenza Histórica, de Carlos X. Blanco, Rebelión 14-09-2009 Estimado Carlos X. Blanco Después de varios años de trabajo en la […]

1.- Mesa redonda con todos para hablar sobre «Los Herederos del 34 ante el Siglo XXI»

Respuesta de Fco Javier de la Fuente, Presidente de la Federación Asturiana Memoria y República (FAMYR) a: Ley de Vergüenza Histórica, de Carlos X. Blanco, Rebelión 14-09-2009

Estimado Carlos X. Blanco

Después de varios años de trabajo en la cuestión de la «Memoria Histórica», no puedo estar más de acuerdo con tu reflexión de lo que es la mal llamada «Ley de la Memoria», así como la transición, etc. Incluso yo iría más lejos en el razonamiento: la imposibilidad de procesos jurídicos sobre los delitos de Lesa Humanidad cometidos en este país, el no reconocimiento de los Maquis, de los niños de la guerra, de los trabajadores purgados del Estado (Maestros, militares fieles a la República, y un largo etc.), son cuestiones que no podemos olvidar y que siguen pendientes. Como contrapartida tenemos como referentes «Democráticos» para nuestros hijos los nombres de los fascistas en nuestras calles y plazas, sin olvidar las fachadas de las Iglesias y templos, «engalanados» con los nombres de los Golpistas del 36 y protegidos por mandatos de «Patrimonio Cultural y arquitectónico.

Todo esto ocurre como tú bien comentas, con el beneplácito del PSOE, que en su podrimiento ideológico, intelectual, etc., abandona en las cunetas y prados a miles de sus militantes, que dieron su vida por un sistema más igualitario y justo como era el de la II República.

Un apunte más sobre este tema, el filo de la navaja que es hoy la cuestión de la Memoria Histórica podría crear falsas perspectivas a los ciudadanos/as, y sobre todo a los familiares de las víctimas. Ya vimos «el juego de cartas del Juez Garzón», que sabia desde el primer momento que no era competente, ¿y que es lo que hizo?, en vez de pasárselo al Supremo, se lo manda a los Tribunales Ordinarios, que históricamente han archivado las denuncias que desde Asociaciones como la nuestra hemos realizado, siempre con la coletilla de, asesinato SI pero prescrito. No se contemplan los delitos de Lesa Humanidad, no quieren ningún Juez a pie de fosa.

¿Al PSOE le molestan las fosas?, lógicamente sí. Un partido amoldado a la gestión del sistema, que asume las Leyes actuales provenientes del franquismo, y no discute al Jefe del Estado, que también fue en época del fascismo, no puede ser de otra forma, ya nos gustaría. ¿Cuál es el riesgo en el futuro?, que se levanten las fosas para poder acallar las reclamaciones de los familiares y de sus militantes, pero sin tener en cuenta las Leyes Internacionales de derechos humanos, por lo tanto sin poder juzgar a los asesinos y al propio franquismo, manteniendo los Pilares del Estado actual intactos.

Desde hace años el PSOE arrinconó en el baúl de sus recuerdos la Revolución de Octubre de 1934. Hoy no es «políticamente correcto», incluso algún dirigente socialista hechó la culpa del Golpe de Estado a este acontecimiento, ¡que locura de pensamiento y que ignorancia de la propia Historia!, pero es lo que hay.

¿Qué plantea la Federación Asturiana Memoria y Republica, FAMYR? La verdad es que no somos la «izquierda real», no porque no seamos de izquierdas, si no, porque somos republicanos, tampoco lo sabemos todo y seguro que nos equivocamos repetidas veces, pero cuando empezamos a organizar RepublicAstur, sabiendo que este año se cumplen 75 del Ochobre rojo, decidimos dentro de los actos del día 17 montar una Mesa redonda con todos los invitados provenientes de Organizaciones políticas y sindicales del Estado que habían tenido relación con el hecho histórico, independientemente de quienes son, incluyendo en este listado a organizaciones provenientes de escisiones de las anteriores, etc. La estrategia por nuestra parte es sentar en una misma mesa a todos y hablar sobre «Los Herederos del 34 ante el Siglo XXI». No somos ignorantes de la propuesta y tampoco sabemos a fecha de hoy si las personas del PSOE estarán presentes, pero tendrán la oportunidad de defender ante, esperamos, cientos de personas su republicanismo.

FAMYR se define por lo que ha hecho, por lo que hace y por lo que hará.

Fco Javier de la Fuente.

Presidente FAMYR (Federación Asturiana Memoria y República)

http://memoriaoriente.spaces.live.com/

http://www.foroporlamemoria.info/

http://memoriayrepublica.org

2.- «El PSOE es la máquina del olvido y la apisonadora de la memoria, nadie que sea heredero «real» de los vencidos debería ya sentarse a su lado«

Respuesta de Carlos X. Blanco a Fco. Javier de la Fuente, Presidente de FAMYR

Estimado Francisco Javier:

Con la misma cordialidad con que te diriges a mi, y compartiendo ese mismo ideal de restablecimiento de la Justicia y la Memoria por el que tú y FAMYR lucháis, quisiera contestar a tu carta de la manera más concisa posible.

Tú mismo facilitas en la misiva las claves por las cuales el PSOE no puede ser considerado como un partido o una organización republicana, ni siquiera una organización heredera (por más que evolucionada) del republicanismo de los años 30. Debido al comportamiento vergonzoso de ésta fuerza política en materia de Memoria Histórica y de desprecio a otros derechos fundamentales en todo régimen que se precie de democrático, carece de sentido que este partido sea invitado a actos republicanos o relacionados con la defensa de la Memoria Histórica.

Que tú los consideres «herederos» de los socialistas que lucharon por la República, la Revolución o contra el Fascismo, se debe únicamente a una coincidencia de siglas.

Las cuatro letras «PSOE» siguen siendo las mismas, pero la traición a los valores e ideales por los que se luchó es evidente, y de todos es conocido que el PSOE actual es la principal organización defensora de una Monarquía que todavía no ha condenado explícitamente el régimen franquista que la restauró, una Monarquía que tampoco ha facilitado los cauces necesarios para abandonar su papel instrumental y coyuntural y así acceder a una República o federación libre de repúblicas si éste fuera el deseo del pueblo expresado sin coacciones golpistas.

El PSOE sigue, desde la restauración borbónica consagrada en 1978, muy interesado en amontonar todos los votos posibles de una gran parte de la izquierda y del sentimiento republicano presente en este Estado.

Por ello, desde el punto de vista puramente litúrgico, retórico y ritual, se hace presentar ante los ciudadanos como «heredero» del PSOE histórico cuando le conviene, al tiempo que sabe de manera harto hipócrita, que no lo es.

Sabe que es juancarlista y monárquico hasta la médula. Sabe que es anti-revolucionario y pro-capitalista. Sabe que su política no es social, sino claramente neoliberal. Sabe que cuenta con el beneplácito de los herederos de la reacción en los años 30 (banca, ejército, iglesia, patronal) porque ya todos ellos cuentan también con que los socialistas han pasado su ideología por el reciclado más impúdico y maloliente que imaginarse pueda.

Por ello, si les invitáis para que «defiendan su republicanismo» no hacéis otra cosa que ayudarles a legitimar esa doble faz de un partido poderoso, poderoso para acallar las voces críticas, poderoso como para perpetuar el revisionismo de la Historia que se instaló en la Transición.

Es ayudarles a escenificar una mascarada que ya está durando demasiado tiempo. Ellos no heredaron nada, salvo las estructuras políticas de dominación derivadas de la Dictadura. El PSOE es la máquina del olvido, la apisonadora de la memoria, la apoteosis de que Franco y la oligarquía monárquica y fascista acabaron ganando al Pueblo en 1934 y en 1939. Les estáis ayudando a consolidar su engaño.

Nadie que sea heredero «real» de los vencidos debería ya sentarse a su lado. He aquí el sentido de mi artículo.

 

www.asturbulla.org

0