Recomiendo:
0

Lo dice el primo de Santos y ejecutivo de la multinacional canadiense Medoro

El Gobierno beneficia a las multinacionales mineras en detrimento del medio ambiente y las comunidades

Fuentes: Senador Robledo / Al Jazeera / Rpasur

«En Colombia todo se arregla con plata» dice un familiar de Santos, director corporativo de la multinacional minera canadiense Medoro en Colombia. «La gran minería únicamente va a poder ser hecha por multinacionales extranjeras: esas compañías se llevan el 96% y teóricamente Colombia se queda con el 4%; sin embargo ni siquiera es el 4% […]

«En Colombia todo se arregla con plata» dice un familiar de Santos, director corporativo de la multinacional minera canadiense Medoro en Colombia.

«La gran minería únicamente va a poder ser hecha por multinacionales extranjeras: esas compañías se llevan el 96% y teóricamente Colombia se queda con el 4%; sin embargo ni siquiera es el 4% porque los impuestos que los colombianos pagan son usados para la exenciones tributarias: es decir, los colombianos en su totalidad financian a estas grandes empresas extranjeras para que se lleven el 99% de nuestros recursos.» Expresa un ecologista colombiano.

 Parte del documental «La fiebre del oro de Colombia», de Al Jazeera, con traducción al español de Rpasur,«Colombia’s gold rush» http://www.youtube.com/watch?v=yCpYf8B1vYs&feature=player_embedded#at=161

 

Oro en alza: saqueo y vulneración de la vida de los campesinos e indígenas colombianos  

El oro lleva una década en constante alza. Las multinacionales mineras codician el territorio riquísimo en oro de Colombia; inversores y bancos buscan el oro como valor seguro. La extracción de oro es una de las prácticas mineras más destructivas y contaminantes. Hay que saber que en la actualidad el 40% del territorio colombiano está pedido en concesión para la minería multinacional. El presidente colombiano Juan Manuel Santos insiste en consolidar la minería a cielo abierto y a gran escala. La explotación de los recursos naturales no renovables constituye una de las denominadas «locomotoras de la economía»: l a política de la«Prosperidad Democrática» de Santos, privilegia la mega minería con todo y su destrucción del medio ambiente y destrucción de comunidades indígenas, afrodescendientes y campesinas, bajo el pretexto que las multinacionales van a generar empleo y prosperidad. Pero nada más falso, dado que los impuestos a la extracción y apropiación de los minerales son irrisorios, mientras que lo que sí dejan las multinacionales es montañas destruidas, una contaminación del agua dramática, y masivos desplazamientos poblacionales. El saqueo del oro es viabilizado por el estado colombiano y su herramienta paramilitar. El ejército colombiano y las tropas de ocupación estadounidenses en Colombia resguardan los intereses de las multinacionales de EEUU, la UE, Canadá y demás, a la par que entrenan y coordinan la herramienta paramilitar que usan para practicar horrendas masacres que buscan generar parálisis de la reivindicación social, de la reivindicación laboral o ecológica mediante el miedo, y generar sobretodo desplazamiento poblacional de manera masiva. El miedo es inyectado en las poblaciones: es Terrorismo de Estado ejercido a través de la herramienta paramilitar en la ilegalidad que es articulada por la fuerza pública desde la legalidad.

Las masacres perpetradas por la herramienta paramilitar del Estado colombiano y las multinacionales desplazan masivamente a la población colombiana que habita las codiciadas zonas ricas en oro.

Según expresa la investigadora Guadalupe Rodríguez: «El Ministerio de Minas colombiano considera que la minería es practicable en todo el país, y se han concesionado 43 mil kilómetros cuadrados en 10.000 títulos mineros, 4.000 de los cuales ya están en explotación. El Código Minero vigente, modificado en 2009, no es precisamente respetuoso ni con lo territorial (los proyectos mineros pueden ser declarados de utilidad pública no pudiendo, por ejemplo, un alcalde oponerse a la explotación minera), ni con lo étnico (hay siete resguardos indígenas titulados en su totalidad a la minería), ni con lo ambiental (Colombia es el país más contaminado con mercurio del mundo). Según la Asociación Colombiana de Mineros – ASOMINEROS, en 2008 la producción de oro fue de 34.300 kilogramos.» (1)  

Multinacionales, desplazamiento masivo de poblaciones, connivencia estatal

Al Jazeera acaba de sacar a la luz un reportaje (2) que ha causado escándalo porque en él se evidencia la connivencia militar- paramilitar en el desplazamiento poblacional en beneficio de las multinacionales, pero sobretodo porque aparece el primo del presidente Santos, Juan Carlos Santos, declarando con plena soltura el mecanismo de corrupción que articula al estado colombiano con las multinacionales. «En Colombia todo se arregla con plata», d ice el primo de Santos y director corporativo de comunicaciones de la multinacional minera canadiense Medoro en Colombia.

Cuando el periodista de Al Jazeera le pregunta a Juan Carlos Santos acerca de las comunidades indígenas, afrodescendientes y campesinas que van a ser desplazadas por la mega minería multinacional, y concretamente acerca de la desaparición de la comunidad de Marmato, preguntándole qué pasaría si la comunidad dijera que se queda en su montaña, el primo del presidente contesta: «Eso sería un gran problema. En español hay un dicho que expresa ‘El bien Común prima sobre el bien privado’ lo que significa que los derechos comunes deben imponerse, lo que significa que si un país como Colombia necesita explotar áreas que están llenas de indígenas, y de campesinos… pues… a veces debemos pensar en la imagen completa.» Para Juan Carlos Santos el «bien común» es los intereses de las multinacionales, y el «bien privado» serían los intereses de las comunidades campesinas e indígenas.  

Multinacionales se llevan el 99% del oro y dejan devastación ecológica y social

En el documental también se aprecia a un ecologista colombiano denuncia que la mega-minería multinacional es un saqueo financiado además por los colombianos:

«La gran minería únicamente va a poder ser hecha por multinacionales extranjeras: esas compañías se llevan el 96% y teóricamente Colombia se queda con el 4%; sin embargo ni siquiera es el 4% porque los impuestos que los colombianos pagan son usados para la exenciones tributarias: es decir, los colombianos en su totalidad financian a estas grandes empresas extranjeras para que se lleven el 99% de nuestros recursos.»

Un campesino afrodescendiente denuncia las masacres paramilitares como estrategia de desplazamiento de las multinacionales en Colombia : «Sabemos que el gobierno como tal para proteger este tipo de megaproyectos van a colocar ejército, pero no pueden atropellar a nadie (legalmente)…pero sabemos que donde hay riqueza , donde hay oro, siempre van a estar los paramilitares, que tienen interés que las multinacionales entren: generan terror y generando terror ellos se van a lucrar también.

Un campesino contemplando una represa Hidroeléctrica expresa la injusticia social que impera en Colombia:

«Aquí se produce la mejor energía pero es paradójico porque ni una sola casa del municipio de Suárez se alumbra con energía que produce esto: tenemos la peor energía y la más cara. Suárez esta rodeado de oro, dicen que hay mucho oro, pero si usted mira la cabecera municipal, usted no ve el desarrollo, porque la verdad es que a municipios como este nos tienen prácticamente olvidados.»

Y el campesino contesta acerca de las masacres y desplazamiento que inminentemente se abatirán sobre él, su familia y su comunidad:

Contestarle con una frase que dice mi querida madre, ella trabaja la minería, tiene 75 años,

ella dice: ‘nosotros somos de esta zona y de aquí no nos vamos. Aquí me crió mi abuela, mi abuela crió a mi mamá , mi mamá me crió a mi, crío a todos su hijos… nosotros de aquí nos vamos pero muertos»

Los pequeños mineros artesanales, colombianos que trabajan la extracción de oro de manera artesanal, hoy en día sufren la más cruenta persecución y asesinatos de la herramienta paramilitar, militar y judicial, porque las multinacionales codician sus territorios. Los pequeños mineros artesanales están sufriendo una criminalización por parte del gobierno y los medios masivos que buscan endilgarles la responsabilidad de la devastación medioambiental, cuando la mayor devastación la produce la mega minería, y de eso ni el gobierno, ni los medios masivos hablan. Los pequeños mineros artesanales recurren a la minería como sustento en un país en que las tierras han sido arrebatadas generación tras generación a sus abuelos, padres y a ellos mismos, por el gran latifundio y las multinacionales: son los desplazados y marginados de la tierra, que hoy en día sufren una nueva arremetida que ya ha causado varias judicializaciones bajo montajes judiciales de sus líderes comunitarios, así como asesinatos perpetrados por la herramienta paramilitar y la misma fuerza pública. Esta es la opinión de un minero artesanal: «Parece que el gobierno quiere meter una multimillonaria (multinacional) aquí donde ya nosotros descubrimos el trabajo, y nosotros lo que queremos es que el gobierno nos legalice las minas porque este es nuestro sustento. Como no hay empleo en otras actividades, este es el medio de sustento de los pobres, y si ya el gobierno decide que esto es ilegal, que no lo podemos trabajar, entonces que nos busque otra solución de trabajo, de manera inmediata porque tenemos necesidades económicas muy duras.»

Las declaraciones del primo del presidente Juan Manuel Santos, primo que es a la vez directivo de la multinacional canadiense Medoro, han suscitado la reacción de los sectores ambientalistas y de defensores de derechos humanos.

He aquí el texto de denuncia de la oficina de prensa del Senador Robledo (3):  

Senador Robledo anuncia debate sobre graves afirmaciones de primo de Santos confesando que trasnacionales mineras se arreglan con el gobierno, en detrimento de las comunidades y el medio ambiente

Graves confesiones de pariente del Presidente de La República comprometen al gobierno de beneficiar abiertamente las transnacionales mineras en Colombia. Primo del presidente Juan Manuel Santos es un alto ejecutivo de una trasnacional minera que pretende destruir el municipio caldense de Marmato. Presiones del gobierno ayudan a multinacionales.

Trasnacionales compran todo con sus chequeras. Senador del Polo Democrático Alternativo, Jorge Enrique Robledo citará debate sobre el tema.

Juan Carlos Santos, primo del presidente Juan Manuel Santos y director corporativo de la trasnacional Medoro Resources, afirmó en un documental del canal Al Jazeera que los proyectos de gran minería se benefician de las presiones del gobierno nacional y que con sus chequeras las trasnacionales pueden comprar todo.

De acuerdo con el primo del Presidente, en los proyectos de las mineras trasnacionales «hay presiones del gobierno, si quieren llamarlas así, que pueden ayudar». También señaló que en este tipo de negocios todo «termina siendo un asunto de dinero» y que cuando las comunidades deben ser desplazadas «la compañía simplemente saca la chequera».

Medoro es una trasnacional canadiense que pretende destruir el municipio de Marmato para explotar oro a cielo abierto, para lo cual debe desplazar a toda la comunidad. Los marmateños han denunciado graves irregularidades, como la pérdida de sus fuentes de ingresos debido a los atropellos de esta trasnacional. La compañía también compró las minas de Frontino Gold Mines en Antioquia, despidiendo a 1.400 trabajadores. Además del primo de Juan Manuel Santos, son altos directivos de Medoro el exministro de Minas Hernán Martínez y la excanciller Consuelo Araújo, quienes hicieron parte del cuestionado gobierno de Álvaro Uribe Vélez, envuelto en grandes escándalos de corrupción y allegados al actual primer mandatario colombiano.

El senador Jorge Enrique Robledo afirmó que lo dicho por el primo del Presidente (4) es una confesión de boca de la forma como proceden las trasnacionales de la minería y señaló que Juan Manuel Santos incurre en conflicto por favorecer a las trasnacionales mineras. Robledo citará un debate en el que el gobierno deberá responder a esta y otras denuncias sobre su política minera.

Julio 10 de 2011.

 

NOTAS:

(1) «El Ministerio de Minas colombiano considera que la minería es practicable en todo el país, y se han concesionado 43 mil kilómetros cuadrados en 10.000 títulos mineros, 4.000 de los cuales ya están en explotación. El Código Minero vigente, modificado en 2009, no es precisamente respetuoso ni con lo territorial (los proyectos mineros pueden ser declarados de utilidad pública no pudiendo, por ejemplo, un alcalde oponerse a la explotación minera), ni con lo étnico (hay siete resguardos indígenas titulados en su totalidad a la minería), ni con lo ambiental (Colombia es el país más contaminado con mercurio del mundo). http://justiciaypazcolombia.com/Rebelion-contra-la-mineria-de-oro

(2) Documental de Al Jazeera, Fault Lines, Colombia’s gold rushhttp://www.youtube.com/watch?v=yCpYf8B1vYs&feature=player_embedded#at=161

parte del VIDEO de Al Jazeera con traducción al español:http://www.youtube.com/watch?v=XsU7QubxDDM&feature=player_embedded

(3) Link de la denuncia del senador Robledohttp://www.polodemocratico.net/index.php?option=com_content&view=article&id=1218:senador-robledo-anuncia-debate-sobre-graves-afirmaciones-de-primo-de-santos-confesando-que-trasnacionales-mineras-arreglan-al-gobierno&catid=75:noticias&Itemid=66

(4) Lo que dijo Juan Carlos Santos:http://www.wradio.com.co/oir.aspx?id=1500301

Flojas explicaciones del primo del Presidente:http://www.wradio.com.co/oir.aspx?id=1500738

Rebelión ha publicado este artículo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.

 

0