Recomiendo:
0

Portaaviones «Juan Carlos I» una vergüenza nacional

Fuentes: Rebelión

Lo mismo sucedió con la Patrullera P 77 «Infanta Cristina», actualmente de baja y fondeada en el muelle del arsenal de Cartagena, cuya tripulación y por extensión toda la Armada española y todos los españoles, hubo -hubimos- de sufrir la humillación de ver pasear por los mares del mundo el nombre de una Infanta imputada por corrupción, a la que solo su condición de miembro de la familia real eximió de una condena por fraude fiscal y blanqueamiento de capitales, por resolución de una justicia cobarde plegada a los intereses de la Casa Real, pese a estar implicada al 50% con su marido Iñaki Urdangarín en el «Caso Noós».

Ahora es el padre de la infanta, el rey emérito Juan Carlos I, quien avergüenza a la Armada, cuyo buque insignia el BPE «Juan Carlos I», un portaaviones de uso múltiple, pasea junto a la bandera estatal española, el nombre del Jefe del Estado imputado por la justicia suiza por un presunto delito de ocultación de capitales (estimado en 100.000.000 de euros)

Como militar en situación de retiro me sonroja que, como sucede con las instituciones y edificios públicos que ostentan la denominación «Juan Carlos I», un rey depravado, disoluto y ladrón, fiel continuador de una estirpe de bribones, sirva de «marca España» a nuestras Fuerzas Armadas y a organismos y corporaciones oficiales, manchando la reputación de nuestro país, y el buen nombre -en este caso- de la Armada Española.

Yo invito a los compañeros militares en activo, reserva y retiro, que cuando en alguna ocasión participen en un acto que finalice con el grito de «¡Viva el Rey!» SE ABSTENGAN de hacerlo, por cuanto su hijo Felipe VI, comparte con su padre la indignidad de conocer estos delitos y silenciarlos durante un año (delito de encubrimiento) a pesar del inútil cortafuegos que apresuradamente ha levantado para salvarse, con la retirada de la asignación a Juan Carlos I y la renuncia impropia a esta herencia, pues no se puede renunciar a una parte de una herencia, si no a la herencia entera, y entre ella a la Corona..

El nombre de «Juan Carlos I» tiene que desaparecer de la popa del buque insignia de la Armada Española y de todos los bienes e instituciones del estado

Floren Dimas es Oficial del Ejército del Aire (R). Miembro de ANEMOI y ACMYR

0