Recomiendo:
1

El Partido Popular (42 escaños) gana con mayoría absoluta las elecciones de julio de 2020

La izquierda se recompone radicalmente en Galicia: el BNG sube 13 escaños y En Común desaparece

Fuentes: El Salto

Recomposición del espacio político de la izquierda en Galicia. El Bloque Nacionalista Gallego de Ana Pontón ha aglutinado el voto del espacio que En Marea ocupó en 2016 y ha regresado al espacio que ocupaba en 1997, con el histórico Xosé Manuel Beiras al frente.

El batacazo mayúsculo de Galicia en Común es la otra noticia para la izquierda en la noche electoral gallega. No queda nada de la “nueva política” en el Parlamento, que dibuja el mismo escenario de 1998: un partido alfa, que entonces dirigía Manuel Fraga, la alternativa soberanista del BNG y un PSdG subsidiario. Todo el espacio obtenido por la marea ha retrocedido a la nada. 

Desde la ruptura final del espacio En Marea, en julio de 2019, el espacio político que obtuvo el 19% de los votos en 2016 ha caído por debajo del 5%. El trasvase se ha producido casi al completo al BNG, que ha encontrado un nuevo espacio en el post 15M y el post 1 de octubre catalán: más radical en el Congreso de los Diputados que en los municipios que gestionan, pero con un horizonte claro y bases políticas mucho menos etéreas que las que invocaron las mareas.

Con un 22% de los votos, la segunda plaza del BNG establece un nuevo eje en el triángulo histórico que forman los independentismos y nacionalismos de izquierda gallegos, vascos y catalanes. Ese eje, que se presenta como un contrapoder claro a la política centralista que puso de moda Ciudadanos y representa Vox, pasa a ser un factor extremadamente relevante en la política estatal.

Sin haber comparecido en las elecciones Esquerra Republicana de Catalunya es el tercer vértice victorioso por los buenos resultados del BNG y de EH Bildu en el País Vasco. Ante la posibilidad de unas elecciones en Catalunya el próximo otoño, las posiciones del partido de Oriol Junqueras saldrán fortalecidas con el papel de partido de la oposición de sus “socios” en Galicia y Euskadi.

Victoria clara de Núñez Feijóo

Galicia ha propulsado de nuevo al PP de tintes moderados que, fuera de Galicia, representa Alberto Núñez Feijóo. El político ourensano hizo una campaña propia, tapando el logo del partido y apoyándose en una televisión pública y unos medios de comunicaciones afines volcados con la que se anuncia como su última reelección. Esa imagen de moderado tapó la gran apuesta de Pablo Casado tras las elecciones generales de noviembre de 2019, que era la suma con Ciudadanos. Los resultados propulsan a Núñez Feijóo y dejan en entredicho a Casado, que acumula malos resultados electorales y que ha visto cómo su propuesta de nacionalismo español maximalista ha salido mal en Euskadi, donde Vox ha entrado y Carlos Iturgaiz se ha quedado con cara de primo.

Núñez Feijóo gana desde la lógica del gobernismo, en tiempos de zozobra como los que ha traído el covid-19 al conjunto de la sociedad española. Los resultados del PSdG, al contrario, apenas enseñan nada: no son un espaldarazo para Pedro Sánchez pero, desde luego, tampoco son el hundimiento del partido que gobierna en Madrid. Los resultados del partido de Gonzalo Caballero en Galicia, por tanto, son una muestra de la irrelevancia en la que navega el PSOE en este territorio desde el lejanísimo bipartito de 2005. Sin proyecto y con la sensación de que se vive bien contra Feijóo, el PSdG no esperaba mucho de estos comicios y así se ha quedado.

Fuente: https://www.elsaltodiario.com/elecciones-12-de-julio-2020-pais-vasco-y-galicia/izquierda-recompone-radicalmente-galicia-bng-sube-en-comun-desaparece

1