La refutación de una explicación Real

El suegro cazador, la aristócrata, el yernísimo, la infanta y el ex socio

Fuentes: Rebelión

Para Gerard Falcó, gran científico informático, magnífico profesor, excelente compañero   El autor de Conjeturas y refutaciones, el que fuera consejero de Miss Margaret Thatcher, debe estar más que feliz que nunca en su tumba. Los «hechos», como sir Karl no se cansó de repetir mil veces, pueden tumbar teorías, incluso sofisticas y diseñadas explicaciones […]


Para Gerard Falcó, gran científico informático, magnífico profesor, excelente compañero

 

El autor de Conjeturas y refutaciones, el que fuera consejero de Miss Margaret Thatcher, debe estar más que feliz que nunca en su tumba. Los «hechos», como sir Karl no se cansó de repetir mil veces, pueden tumbar teorías, incluso sofisticas y diseñadas explicaciones Reales. Una ilustración de ello.

Soraya Sáenz de Santamaría, nada menos que la vicepresidenta del gobierno de España y V de Alemania, ha asegurado que no opinará sobre «las maniobras de defensa de las partes» implicadas en el caso Nóos. Ni puede ni debe aclaró. El abogado de Urdagarin, por su parte, don Pascual Vives, dice que el yernísimo «no se siente chantajeado» [1]. Pues será eso, si bien no lo parece en absoluto, ya que el nuevo avatar de esta altamente tenebrosa -pero, desde luego, muy didáctica- historia de la trama UBT no lo deja en buen lugar.

Don Diego Torres, el que sigue siendo doctor en Económicas por ESADE, el ex socio del duque palmesano, ha entregado al juez instructor del caso Nóos varios correos electrónicos «en los que figura el nombre de la noble alemana Corinna Sayn-Wittgenstein, amiga a su vez del rey don Juan Carlos, y en los que la entidad agradece su participación en la primera edición del Valencia Summit, evento investigado por un supuesto desvío de fondos públicos» [2]. Sin dejar de ser importante (Gaspar Llamazares: ¿quién nombró a Corinna como «representante» del Jefe del Estado? ¿Qué gestiones realizó «en nombre del monarca o en el seno de alguna delegación oficial española»?), no es éste el nudo central de esta nota. No quiero desviarme.

Los correos a los que ha tenido acceso Europa Press, probablemente con la «desinteresada» ayuda del ex socio ducal, han sido recientemente aportados por la defensa de don Torres al Juzgado de Instrucción nº 3 de Palma. En uno de los correos, Sorribas, la mano derecha del marino de la Infanta Cristina (ejerció como apoderado en la inmobiliaria que don Urdangarin compartía, y sigue compartiendo si no ando errado, al 50% con su mujer), agradece la participación de la señora Corinna, en un tono muy pero que muy español, con un «¡Ahí has ‘estao’ torero Francisco! Yo creo que éste es el camino para llegar a cualquier parte del mundo». ¡A cualquier parte del mundo! ¿Intuyen la cosmovisión que subyace a estas palabras del hombre de confianza del yernísimo?

Por su parte, Jesús García y Andreu Manresa [3], del diario global-imperial-borbónico, inician su información sobre lo sucedido con las siguientes palabras: «El ex socio de Iñaki Urdangarin, Diego Torres, ha echado un nuevo pulso al duque a costa del prestigio de la Monarquía» [la cursiva es mía]. Es una formulación impropia, muy impropia.

El abogado de Torres, que no se anda con chiquitas, tampoco su defendido (deben estar viéndoselas venir), ha remitido al juez del caso nuevos correos electrónicos. Los documentos son significativos: «son un aviso de que Torres posee información sensible que puede usar para mermar la credibilidad de la Casa del Rey». No es sólo eso; merman la mermada credibilidad del Rey y falsean la explicación dada por la Casa Real sobre el papel del Jefe del Estado en todo este asunto de malversación de fondos públicos y corrupción generalizada.

Son cinco los correos que han salido a la luz estos días (deben existir muchos más desde luego). Algunos fueron entregados al juez ya en abril de 2012. La nueva remesa se ha producido días después de que el levantamiento del secreto de una parte del sumario «haya revelado la existencia de unos depósitos de 900.000 euros en Luxemburgo a nombre de Torres y su esposa». La cuenta ha sido bloqueada: La presión sobre Torres sube enteros. Hay que sacar pistolas cargadas de última generación (¡Qué gran película hubiera hecho John Ford sobre toda la trama! ¿Ningún director español se pone en el asunto?).

El primer correo, altamente significativo, está escrito por Mario Sorribas y está dirigido a Urdangarin. Fechado el 30 de noviembre de 2007 el asunto es la ocultación del papel del yernísimo en la nueva fundación: «Dado que la información de la Casa [Real] es pública y también habla de la Fundación DCIS, ahora sí creo conveniente documentar en nuestras comunicaciones que tú formas parte de la Fundación. Además, convendría decir que hace tiempo que estás trabajando aquí (…) Por otra parte, para no dejar en evidencia que tú eres el ‘alma mater’ del asunto, preferiría tratarte como he tratado a los demás deportistas» [la cursiva es mía]

El segundo es una nota de Francisco Larrey, un empleado de Nóos, a la amiga real, a Corinna Zu Wittgensteim. La dejamos.

El tercero es un e-mail de Urdangarin a su ex socio. ¡Alta tensión! Está fechado el 9 de agosto de 2007 y habla sobre gestiones del Rey a su favor (¡en 2007!). «Diego, hemos conseguido que el Rey se viera con Pedro para presentarle el proyecto. La reunión fue muy bien y aparte de parecerle bien armado ha ofrecido toda su ayuda para encontrar ayuda financiera». ¡Toda la ayuda real! ¿Tuvo o no tuvo que ver el suegro cazador con el entramado UBT? ¿Urdangarin, su yerno querido, se inventa la información?

El cuarto e-mail es otra nota del gran Duque de Palma a Diego Torres. Fechado el 1 de octubre de 2007, el tema, de nuevo, son las nuevas gestiones del Rey: «No tengo noticias de Pedro más que tu correo de la semana pasada pero…Tengo un mensaje de parte del Rey y es que le ha comentado a [la infanta] Cristina para que me lo diga, que le llamará Camps a Pedro para comentarle el tema de la base del Prada y que en principio no habrá problema y que nos ayudarán a tenerla». ¡El Rey ha comentado a su hija, la infanta Cristina…! ¿Tuvo o no tuvo información doña Cristina, la que sigue siendo ejecutiva de Caixabank, de toda la estrategia de asalto y malversación de fondos públicos? ¿Su marido quiso comprometerla sin motivo alguno para dárselas de contactos Reales ante su socio-compinche? ¿Es creíble?

¿Cuál fue la explicación dada por la casa Real? La narrativa de la institución borbónica tiene dos vértices esenciales: 1. El suegro cazador no sabía nada de nada de las tareas emprendedoras de su yerno. Nada. 2. En 2006 se enteró finalmente, «alguien» tuvo la delicadeza de informarle, e inmediatamente ordenó -esta fue la palabra usada- al duque que se apartara del instituto Nóos. Go out! 3. Mientas tanto, la infanta no se enterada de la tilde de la palabra Borbón. Estaba muy centrada en sus asuntos familiares y, sobre todo, en las tareas ejecutivas de La Caixa. ¡Los ejecutivos y las ejecutivas tienen que estar siempre al loro! Estarían, además, algunas cenas con don César Alierta para planificar el futuro.

Sin embargo, diversos implicados en la trama han confirmado que el yernísimo siguió no sólo formando parte de la trama sino comandando el instituto tiempo después. De este modo, el duque palmesano siguió haciendo negocios a través de la fundación DCIS. Como se recuerda, Urdangarin y su ex socio desviaron pro domo sua (supuestamente, siempre supuestamente) buena parte del dinero público que habían recibido de los Gobiernos balear y valenciano, ambos en manos del PP, 2,3 millones por dos ediciones del Illes Balears Forum y 3,7 por tres ediciones del Valencia Summit. Unos 6 millones en total, mil millones de las antiguas y añoradas pesetas. ¡Una propinita!

En apretada síntesis: o bien los correos donde se habla de la directa implicación Real son falsos, o lo dicho en ellos es un invento literario del yernísimo al quien hasta el momento no se le conocían aficiones literarias, o bien la implicación Real en la trama, del padre y de la hija, es clara pero no distinta y, por consiguiente, la explicación de la Casa borbónica es falsa (la refutación de la que nos habló sir Karl) y la ayuda de la Infanta al desarrollo de la justicia española es cada día más necesaria y urgente.

Puestos en ello: ¿y el Rey cazador? ¿El suegro del yernísimo, tal como están las cosas, no debería ser llamado también a declarar? ¿No podría focalizar su potente luz sobre todo este complejo entramado? ¡Lástima que don Jesús Hermida no aprovechara la ocasión que le ofreció la entrevista televisiva del 4 de enero para adelantarnos alguna primicia! ¡Mecachis en la mar!

Notas:

[1] http://www.publico.es/espana/448759/el-abogado-de-urdangarin-dice-que-el-duque-no-se-siente-chantajeado-por-su-exsocio

[2] http://www.publico.es/448684/el-tinglado-de-urdangarin-usaba-en-sus-actos-a-corinna-la-amiga-del-rey

[3] http://politica.elpais.com/politica/2013/01/10/actualidad/1357851962_647483.html

Salvador López Arnal es miembro del Frente Cívico Somos Mayoría

Rebelión ha publicado este artículo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.