Recomiendo:
2

Sáhara Occidental

¿Cuánto recibió de Marruecos el mercenario Manuel Valls por atacar al Polisario?

Fuentes: sahara-occidental.net

Manuel Valls no está en su primera ignominia. Recae seis años después de vender la causa palestina por un puesto de primer ministro en Francia, antes de volar a España donde esperaba un reconocimiento de barriga que no tendrá. Este viernes, el fallido ex candidato a la alcaldía de Barcelona unió su voz a la de las herramientas de propaganda del Majzen acusando al Frente Polisario de «tráfico de armas, seres humanos y drogas».

“Durante la retransmisión del programa Espejo Público en Antena 3, se preguntó a Manuel Valls, expresidente del Gobierno de Francia, candidato a la alcaldía de Barcelona por el partido Barcelona pel Canvi y actual concejal en el mismo ayuntamiento, sobre las relaciones diplomáticos hispano-marroquíes mientras hablaban de la crisis migratoria que se desató en Canarias tras la llegada de cientos de inmigrantes en barcos. Valls fue más allá acusando directa y explícitamente al gobierno saharaui de tráfico de drogas, tráfico de seres humanos y tráfico de armas en todo el Sahel ”, informaron medios españoles.

Asesorando al Gobierno español, el maquiavélico ex candidato a las elecciones presidenciales francesas, acusado por los militantes del Partido Socialista de haber sido «el traidor sepulturero del PS», ha afirmado, de hecho, que «las declaraciones o posiciones de Podemos sobre el Sahara español y el Polisario son irresponsables, sobre todo cuando sabemos que el Polisario ha cambiado mucho, que ha participado en el tráfico de armas, seres humanos, drogas […], el gobierno español debe ser muy responsable y a la altura del desafío que tenemos y, por supuesto, la cooperación con Marruecos ”.

Las piruetas de Manuel Valls no datan de hoy. En 2014, el ex inquilino de Matignon bajo François Hollande reafirmó su lealtad a la entidad sionista, fuertemente aplaudido por Bernard-Henri Lévy. Prometió combatir en Francia las manifestaciones del antisionismo que fusionó con el antisemitismo. Demostrando una evidente dualidad, de 1980 a 2008, Valls dio la impresión de estar plenamente comprometido con la lucha antisionista de los palestinos, proclamándose «militante de la causa palestina». Después de 2008, dando un giro total, se convirtió en un campeón del sionismo, «eternamente vinculado a la comunidad judía y a Israel», como había gritado, fanáticamente, en una declaración filmada.

La verdadera cara de Manuel Valls fue revelada por el escritor francés Emmanuel Ratier en un libro que lleva este título. Es esta dualidad la que sin duda lo empujará a multiplicar las promesas a la entidad sionista para demostrar que su cambio de rumbo no fue una maniobra oportunista cegada por sus ambiciones de poder sino la expresión de verdaderas convicciones.

En diciembre de 2013, Manuel Valls, entonces ministro del Interior, interrumpió una visita oficial a Argelia para quedarse en París y no perderse la ceremonia del 70 aniversario del Crif, la muy influyente organización de la comunidad judía en Francia. Son los musulmanes de Francia los que pagarán caro el reposicionamiento de Valls, sobre todo porque, amenazado por el Frente Nacional, se vio obligado, por consideraciones electorales, a pescar en tierras de la extrema derecha racista.

Evidentemente, no es gratuito el hecho de que se lance hoy en la calumnia, en el contexto de las hostilidades que se han reanudado de nuevo entre Marruecos y la República Saharaui.

Texto original en francés: Algérie Patriotique

Fuente: http://www.sahara-occidental.net/2020/11/21/sahara-occidental-cuanto-recibio-de-marruecos-el-mercenario-manuel-valls-por-atacar-al-polisario/

2