Panorama político-sindical

Mario Hernandez | 

En una carta fechada este lunes, el Movimiento Argentino de Solidaridad con Cuba, acompañado por más de doscientas organizaciones, solicitó al gobierno de Alberto Fernandez que acuerde con Cuba el apoyo de sus médicos y fármacos para combatir el COVID-19.

Julio C. Gambina | 

El gobierno de la Argentina intenta señalar el rumbo de la economía local mediante dos acciones simultáneas difundidas el pasado martes 15 de septiembre.

Hay gente que te dice que tenés que trabajar, gente que te dice: tenés que estudiar. Gente como Baby Etcheco ¿latz? Odiadores que no. Hay falsos ingenieros como el papá de Axel. Gente que se acercó a Olivos para interpelar al gobierno, y gente más golpista que el Papa. Eso, según lo autopercibió Mauricio Macri en sus visitas vaticanas. Gente que no entiende las redes sociales y menos el componente civil de la cadena de mando, en especial, cuando esa gente teje redes paralelas de poder por simples afanes personales. Y, cuando hay un gobernador demasiado progresista para la ocasión, esa es gente que no, actúa en contra del voto popular.

Entrevista a Carlos Aznarez, director de Resumen Latinoamericano

Mario Hernandez | 

El sedicioso reclamo salarial de sectores la policía de la provincia de Buenos Aires aportó al muestrario de acciones destituyentes que, desde el triunfo electoral de la fórmula presidencial Fernández-Fernández, llevan a cabo las grandes corporaciones y la oposición partidaria neoliberal con la implementación de los sicarios mediáticos.

Entrevista a María del Carmen Verdú de Correpi

Mario Hernandez | 

La evolución del drama nacional argentino ha permitido observar una nueva vuelta de rosca: variadas demandas policiales de diferentes provincias, terminaron condensándose en “la bonaerense”, sus reclamos y movilizaciones.

Cinco reflexiones sobre las movilizaciones de la bonaerense

José Garriga Zucal | 

El malestar de las fuerzas de seguridad de la provincia de Buenos Aires es tan legítimo –los salarios de los subordinados son realmente magros– como antiguo. Entonces, ¿por qué estalla ahora? Imposible no ver las manifestaciones con temor y suspicacia. Si bien es cierto que algunos sectores políticos buscan beneficiarse con el conflicto, las razones de fondo deben buscarse en otro lado. Malestares estructurales –económicos, laborales, en la cadena de mando–, se combinan con otros propiciados por la coyuntura de la pandemia. ¿Los anuncios políticos serán suficientes para aplacar el descontento armado?

Nuestra Argentina, mal que nos pese, presenta un desarrollo desigual. No hace falta recorrer el interior de las provincias del noroeste, las que suelen tomarse como postal de la pobreza, apenas con andar las periferias de los cordones urbanos del Área Metropolitana de Buenos Aires las desigualdades saltan a la vistas.