Recomiendo:
0

En Helsinki se rompieron las expectativas

Fuentes: Rebelión

El que los enemigos del Presidente Trump, tanto demócratas como republicanos, califiquen su comportamiento en Helsinki de «vergonzoso», sostengan que el pasado encuentro «crea muchos más problemas de los que resuelve», que su conferencia de prensa es «una de las actuaciones más vergonzosas de un presidente estadounidense» y que sus comentarios, al «socavar sus instituciones […]

El que los enemigos del Presidente Trump, tanto demócratas como republicanos, califiquen su comportamiento en Helsinki de «vergonzoso», sostengan que el pasado encuentro «crea muchos más problemas de los que resuelve», que su conferencia de prensa es «una de las actuaciones más vergonzosas de un presidente estadounidense» y que sus comentarios, al «socavar sus instituciones y debilitar sus alianzas», hicieron que EEUU pareciera «pusilánime» en el escenario mundial; el que John Brennan, ex director de la CIA, que apoya la teoría de que previa a las elecciones presidenciales de 2016 hubo colusión con Rusia para perjudicar la candidatura de la Sra. Clinton, reclame porque «La conducta de Donald Trump en la rueda de prensa en Helsinki alcanza y supera el umbral de crímenes y delitos graves. No fue nada menos que traidora. No sólo sus comentarios fueron imbéciles, sino que está totalmente en el bolsillo de Putin. Patriotas republicanos: ¿dónde estáis?», todo esto indica que se sienten derrotados de antemano, ya que el Presidente de EEUU ha dado en el clavo al preferir «tomar un riesgo político en pos de la paz antes que arriesgar la paz en pos de la política», tal como dijo él con sus propias palabras.

Según el Presidente Putin, su homólogo de EEUU, Trump, «es una persona muy profesional, está al tanto del tema, escucha y considera los argumentos, pero mantiene su opinión sobre muchas cuestiones». Subrayó que, aunque inicialmente el encuentro sólo debió sentar las bases para un diálogo más sustancial a futuro, en realidad la cumbre fue significativa. Indicó que él «no tenía expectativas especiales sobre la reunión», pero que «la conversación con Trump fue realmente sustancial… Se llevó a cabo en un ambiente de colaboración, fue benigna».

Sobre el arreglo del conflicto sirio señaló que EEUU y Rusia se encuentran «en el camino correcto… logramos un acuerdo, en particular, sobre algunos aspectos de la solución en Siria, en particular, en la zona de distensión Sur, en los Altos del Golán». Recalcó que Rusia y EEUU acordaron actuar de manera más resuelta y conjunta para asegurar que en Siria los refugiados vuelvan a sus hogares, que, para lograrlo, hay que restaurar la infraestructura y el suministro de energía.

Sostuvo que la iniciativa de EEUU sobre el programa nuclear iraní no debería socavar el Plan de Acción Integral Conjunto, PAIC, tratado que garantiza la no proliferación de armas nucleares. «EEUU quisiera llamar la atención de Irán a su política decisiva, al programa de misiles, pero, a nuestro juicio, eso no debe socavar el PAIC». Destacó que «Irán es uno de los países más controlados por el Organismo Internacional de Energía Atómica y sería una lástima que el PAIC dejase de existir».

Putin manifestó que «es hora de hacer algo y trabajar sobre otros países, lo de Corea del Norte se está haciendo bien, se requieren garantías internacionales… tenemos tiempo. No hay prisa, ha estado sucediendo durante muchos años»; dijo que el Presidente Trump «ha hecho muchísimo» para normalizar las tensiones en esa península y enfatizó que Rusia está dispuesta a poner de su parte para alcanzar el desarme nuclear de Corea del Norte»; también, que había acordado con el Presidente Trump trabajar en la solución de la crisis de Ucrania «a nivel de expertos».

Sobre la supuesta injerencia rusa en las pasadas elecciones presidenciales de EEUU, indicó que había discutido exhaustivamente con Trump. «Nosotros categóricamente rechazamos la utilización de las relaciones ruso-estadounidenses como una moneda de cambio en la batalla política interna de EEUU», aunque recalcó que él sí «quería que Trump ganara, porque cuando era candidato a la presidencia de EEUU hablaba sobre la necesidad de restaurar las relaciones ruso-estadounidenses. Naturalmente, en la sociedad rusa surgió una simpatía hacia este candidato». Calificó de «disparate» los reportes de que Rusia había reunido material comprometedor sobre Donald Trump cuando éste visitara Moscú mucho antes de las elecciones presidenciales. «Respeto al señor Trump como líder del Estado estadounidense, pero cuando llegó a Moscú como un hombre de negocios, ni siquiera sabía que se encontraba allí», afirmó Putin en la rueda de prensa conjunta con su homólogo estadounidense en Helsinki.

Según el Presidente Trump, la primera cumbre bilateral celebrada en Helsinki es «solo el comienzo de un largo proceso», pero se trata de un «muy buen comienzo» en las relaciones entre Washington y Moscú; señaló que llegó con el mandatario ruso a «conclusiones importantes. Fue una buena reunión, discutimos muchas cosas, entre ellas la proliferación nuclear, la guerra y la paz, la economía, Siria, Ucrania…» Indicó que «las relaciones entre Rusia y EEUU nunca habían sido peores que actualmente, sin embargo, hace unas cuatro horas, esto ha cambiado radicalmente después de la cumbre en Helsinki». Abogó porque ambos países hallen la manera de cooperar «si quieren encontrar formas de mejorar la situación en el mundo» y concluyó que está seguro de que trabajará junto con Moscú en la desnuclearización de Corea del Norte, lo que requerirá de garantías internacionales con las que Moscú pudiera contribuir.

Para Trump, «el problema más importante es el nuclear. Sé que el Presidente Obama consideró que el calentamiento global era nuestro problema principal, pero no, yo diría que el calentamiento nuclear es nuestro mayor problema como factor entre unos cinco millones»; por eso lo más importante es el diálogo ruso-estadounidense, ya que «el 90% de las armas nucleares» pertenece a EEUU y Rusia y, en una entrevista con Fox News, pidió tener mucho cuidado con este asunto.

Sus palabras son apoyadas por los que entienden que estos países no pueden eludir el problema porque una guerra entre ellos exterminaría toda la vida existente. Se debe recalcar que, en este caso, no importan la ideología, la religión, la raza, la clase social, ni ninguna otra peculiaridad que alguien tenga, porque absolutamente todos vamos a desaparecer. Por eso, en la actualidad la paz entre Estados Unidos y Rusia es fundamental. En Helsinki ha comenzado un largo caminar hacía una lejana pero necesaria meta, el entendimiento entre esos países, que ojalá no sea obstruido.

Para Trump, las posiciones de Washington y Moscú sobre el problema sirio no difieren mucho. «No creo que estemos tan lejos uno de otro con respecto a Siria», la situación en ese país se está volviendo «humanitaria», por lo que es necesario cuidar de los refugiados que están regresando. También confirmó que discutió con Putin sobre la lucha la contra el Estado Islámico y el extremismo en general.

Cabe recalcar que lo que se dio en Helsinki es la derrota total de la cloaca, así llama Trump a la clase política de Washington; no es que la tenga fácil, al contrario, todavía tiene que sudar mucho la camiseta para vencerlos, pero dio un gran paso en la dirección correcta, que le conduce a ganar las elecciones de noviembre, consolidar su poder y cumplir su programa, si le dejan sus enemigos, que son poderosos y usan y usarán todos los medios para impedirlo. Todo lo que en adelante pase está relacionado con este evento electoral, por eso habrá cualquier cantidad de chismes y calumnias, continuarán las acusaciones sin sentido, incluso luego del triunfo de uno de los dos bandos, lastimosamente.

Parece que muchas de las acusaciones contra Trump forman parte del intento de ocultar las irregularidades que se dieron a favor de la candidatura de la Sra. Clinton en las pasadas elecciones presidenciales. Cuando el río suena, piedras trae.

Rebelión ha publicado este artículo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.

0