Recomiendo:
0

El fraude de los disturbios de Toronto G-20

Policías infiltrados participan en provocación del Bloque Negro

Fuentes: Global Research

Traducido del inglés para Rebelión por Germán Leyens

Ahora mismo Toronto está en medio de un masivo fraude propagandístico del gobierno y los medios. A medida que se desarrollan los acontecimientos, se hace cada vez más obvio que el ‘Bloque Negro» son policías infiltrados involucrados en provocaciones intencionales para eclipsar e invalidar legítimas protestas ciudadanas por el G20, iniciando un disturbio. No es la primera vez que se sorprende a agentes gubernamentales haciendo algo semejante en Canadá:

Montebello 2007 – Impiden disturbio – Zapatos idénticos desenmascaran a policías infiltrados que actúan como provocadores

En la reunión de la «La Alianza para la Seguridad y la Prosperidad de América del Norte» (ASPAN, SPP por sus siglas en inglés) el 20 de agosto de 2007, en Montebello, Quebec, un dirigente sindical de Quebec sorprendió y expulsó a tres agentes infiltrados de la Policía Provincial de Quebec, vestidos como manifestantes del Bloque Negro, que pretendían iniciar un disturbio lanzando piedras a la policía de seguridad. Vea los siguientes vídeos que documentan este evento:

Manifestación «Alto a la SPP» Dirigente sindical detiene a provocadores.

Vídeo en: http://www.youtube.com/watch?v=St1-WTc1kow

 

[El vídeo muestra a dirigentes sindicales que detienen a un grupo de provocadores del Bloque Negro antes de que lleguen a las líneas de la policía y los acusan de querer provocar la intervención de esta última contra manifestantes pacíficos opuestos a la SPP., N. del T.]

Evidencia . La policía provoca violencia en la manifestación contra la SPP

Vídeo en:  http://www.youtube.com/watch?v=DCRsj06wT64&NR=1

 La operación fue dejada al descubierto por la siguiente fotografía del policía infiltrado con botines de combate idénticos a los de la policía antidisturbios que los arresta. Los identifica la marca amarilla en la suela.


http://www.flickr.com/photos/emiliep/1206638928/

 

Y en el disturbio en la protesta en la reunión de 2010 del G-20

El sábado 26 de junio de 2010, el Globe and Mail publicó en su sitio en Internet una serie de fotografías tomadas en el disturbio de la tarde en el centro de Toronto provocado por el ‘Bloque Negro’.

Utilizando esas fotos, demuestro, una vez más, que los provocadores del ‘Bloque Negro’ y la policía antidisturbios utilizan exactamente los mismos botines.

http://www.theglobeandmail.com/news/g20-day-of-protest/article1619712/

Gracias al Globe and Mail por estas fotos tan útiles.

Los botines de combate de los provocadores

Otro provocador arroja lo que parece ser una piedra contra una ventana del café Starbucks.

 

Fíjese bien en el botín alzado. Es un botín de combate nuevo de un color negro profundo muy especial. (¿recientemente suministrado?). Como en Montebello, las suelas especialmente gruesas, fuertemente corrugadas, más lo que parece ser un cierto refuerzo en el área superior delantera. El hermoso cinturón grueso brillante también parece formar parte de un uniforme.

 

 

Aquí tenemos a otro agente del «Bloque Negro» pateando el techo de un coche de la policía de Toronto. ¿Dónde está la policía? Evidentemente se le «permite» que destruya el vehículo para crear lo que se convertirá en las imágenes representativas del evento en los medios -coches de la policía ardiendo en Toronto. Pero patear vidrio roto y plástico es bastante duro para los zapatos.

Sus zapatos evidentemente pueden resistirlo porque lleva la misma marca de botines de combate negros como el provocador que lanza la piedra en Starbucks (vea las fotos en el enlace de Globe and Mail para una imagen de mejor resolución). Note las mismas suelas gruesas con su profundo perfil, visibles en una ampliación como un borde curvo en el borde extremo del frente del zapato izquierdo levantado.

 

Los botines de la policía antidisturbios – ¡Son los mismos!

Ahora vea los botines de la policía antidisturbios uniformada. Note de nuevo las gruesas suelas corrugadas y el profundo color negro.

 Los «ahorros burocráticos» en Canadá sacan a la luz el fraude

El que los provocadores del «Bloque Negro» y la policía antidisturbios uniformada utilicen en Toronto (como en Montebello) los mismos botines de combate suministrados por el gobierno, tiene por lo menos un aspecto positivo. Parece que alguien en la burocracia de adquisiciones quiso realizar algunas economías en los gastos de 1.000 millones de dólares que este fiasco del G-20 ha costado a los contribuyentes. De un modo muy sensato, esos burócratas quisieron suministrar los mismos botines de combate resistentes tanto a la policía uniformada como a los infiltrados. ¡Qué maravillosamente canadiense!

Pero este sentido práctico tan cautivador también ha revelado su juego. El «Bloque Negro», si alguna vez existió como entidad independiente, ha sido profundamente infiltrado por agentes gubernamentales encubiertos. En una estrategia clásica de contrainsurgencia, esos agentes manipulan al grupo para cometer actos violentos que hacen directamente el juego de los controles ocultos del gobierno. Esos controles manipulan secretamente a la opinión pública mediante actos violentos de bandera falsa (son actos por los que se culpa falsamente a chivos expiatorios diferentes de los perpetradores ocultos que son los verdaderos responsables.) La operación psicológica (psyop) es luego cumplida mediante las fulminaciones propagandísticas de medios de masas completamente controlados y cómplices. Como en muchas situaciones similares en tantos otros países en el pasado, el objetivo de esta combinación de actos violentos y propaganda mentirosa en los medios es invalidar toda manifestación ciudadana legítima contra los numerosos actos inmorales infligidos a los pueblos del mundo por nuestros gobiernos. Las técnicas de control imperial que han sido utilizadas con tanto éxito son ahora desplegadas plenamente contra la gente en nuestro país. Desplegadas contra nosotros. En lo que respecta a nuestros gobiernos adictos a la guerra, ahora todos somos insurgentes.

 

Fuente: http://www.globalresearch.ca/index.php?context=va&aid=19928

0