Recomiendo:
0

El proceso a Lagarde, la culpabilidad en versión business class

Fuentes: Politis

Traducido del francés para Rebelión por Susana Merino

El Comité para la Abolición de las Deudas Ilegítimas (CADTM, por las iniciales de su nombre anterior, Comité para la Anulación de la Deuda del Tercer Mundo) reacciona ante el veredicto de la Corte de Justicia de la República [francesa] que dispensa de la pena a la directora del FMI.

La Corte de Justicia de la República* emitió el pasado lunes 19 de diciembre su veredicto en el caso del arbitraje Tapie: se considera culpable a la ex ministra de Nicolas Sarkozy y actual directora del Fondo Monetario Internacional Christine Lagarde, pero se le dispensa de la pena y su certificado de antecedentes penales se mantendrá sin mancha (¡!). Verdadera proeza, incluso un sinsentido jurídico, esta sentencia es definitiva porque no se puede apelar. De modo que no hace sino confirmar que para los altos funcionarios existe una justicia de excepción.

Aunque había afirmado que estaría de baja durante el proceso, Christine Lagarde, que corría el riesgo de ser condenada a un año de cárcel y a 15.000 euros de multa (una suma irrisoria en comparación con los más de 400 millones imputados) no se dignó a asistir al dictado de la sentencia y prefirió quedarse a Washington, sede del FMI. Es necesario decir que verdaderamente no había mucho suspenso…Con una Corte cuya razón de ser es eximir a los políticos de ser juzgados por la justicia ordinaria, se advertía de antemano que no corría grandes riesgos. Tanto más porque el ministerio fiscal, es decir, la acusación, se había pronunciado por el sobreseimiento y había requerido la absolución. En esas circunstancias, la defensa de Christine Lagarde era una una simple formalidad.

Paradójicamente, se la ha considerado culpable de negligencia en la gestión del arbitraje llevado a cabo en el 2008 entre Bernard Tapie y el que fuera un banco público, el Crédit Lyonnais, cuando ella era ministra. Un arbitraje que benefició exageradamente al hombre de negocios francés adjudicándole no menos de 403 millones de euros de las finanzas públicas – de los cuales 45 millones por daños morales – a cargo del Estado y, por lo tanto, de los contribuyentes. Lo que no impidió a Christine Lagarde afirmar que asumía unas decisiones tomadas «con el único objetivo de defender el interés general».

El hecho de que no haya recurrido la sentencia arbitral constituía una falta penalmente reprensible y ese es el motivo por el que fue juzgada por «desvío de fondos públicos cometido por un tercero» fruto de su negligencia. Durante el proceso Christine Lagarde justificaba su falta de atención con relación a dicho arbitraje mencionando la crisis financiera del 2008 que ella trataba de solucionar… Algo que puede hacer reír o sobresaltarse cuando se sabe que la gestión de la crisis bancaria de 2008 ha supuesto una de las mayores transferencias de dinero público al sector financiero, lo que provocó la explosión de la deuda pública francesa (1). El caso Tapie no está totalmente cerrado por ello puesto que el ex jefe de gabinete de la señora Lagarde y actual director de Orange, Stephane Richard, está siendo investigado junto con el señor Bernard Tapie.

¿Confianza prolongada?

En Francia el gobierno ratificó inmediatamente su confianza en Christine Lagarde a través de un comunicado del ministro de Economía , Michel Sapin: «Christine Lagarde ejerce con éxito sus funciones al frente del FMI y el gobierno mantiene su confianza en su capacidad para ejercer ahí sus responsabilidades» El FMI, que el pasado mes de febrero y a pesar de su imputación y de la perspectiva de un proceso judicial había nombrado a Christine Lagarde a la cabeza de la institución para un segundo mandato de cinco años (2), renovó de nuevo su apoyo algunas horas después de haberse conocido el veredicto y a pesar de haber sido condenada. Reunido urgentemente en Washington el Consejo de Administración del FMI expresó «su absoluta confianza» en su capacidad para asegurar sus funciones«eficazmente» y elogió su increíble liderazgo», ¡nada menos! El primer accionista del FMI, EEUU, renovó también su confianza y rindió homenaje a una «sólida dirigente».

Pareciera que también la Corte de Justicia de la República se ha visto igualmente seducida por el aura de Christine Lagarde porque en su sentencia final justifica la dispensa de pena en razón de la «personalidad» y la «reputación internacional» de la directora del FMI. Ante tales argumentos jurídicos uno se queda mudo…

Mientras que el FMI elogia a mansalva el «buen gobierno» y exige la mayor disciplina a los Estados que ella endeuda a través de sus planes de ajuste y otros memoranda, se observan en sus filas las sucesivas dimisiones de sus directores generales a partir de escándalos reiterados: el anterior director del Fondo Dominique Strauss-Kahn tuvo que renunciar en mayo de 2011 luego de su detención por tentativa de violación en Nueva York y su predecesor el español Rodrigo Rato, también fue juzgado por desvío de fondos, fraude fiscal, lavado de dinero, estafas, falsificaciones y uso de falsificaciones, en el caso Bankia.

Una acusada preside el FMI

En síntesis, Christine Lagarde avala el robo de 403 millones de euros de la caja del Estado y sale de ahí con un expediente judicial virgen, un blasón dorado y se mantiene a la cabeza de una de las instituciones financieras más poderosas del mundo, dado que los estatutos del FMI no prevén la dimisión automática en caso de condena.

Mientras tanto, Jon Palais de las asociaciones Bizi y ANV-COP21 comparecerá el 9 de enero en Dax por haber requisado una caja en una agencia de BNP Paris con el objetivo de denunciar los miles de millones de euros que el banco contribuye a eludir del fisco (3). Se ha condenado a un joven a tres meses de cárcel en Toulouse por haber robado un queso y, por último Ysoufou y Bagui Traoré han sido condenados respectivamente a seis meses de cárcel, tres de los cuales con sentencia en suspenso, y ocho meses de sentencia firme de cárcel además de dos años de prohibición de residencia len Beumont-sur-Oise durante dos años y 7.000 euros de multa por haber exigido se investiguen las causa de la muerte de su hermano bajo disparos policiales. Otros tantos casos que demuestran la imparcialidad de la justicia (4).

Notas

* El Tribunal de Justicia de la República es un tribunal francés competente para juzgar las infracciones cometidas por los miembros del gobierno durante el ejercicio de sus funciones (N. de la T.).

1) La deuda pública pasó de 1.200 a 1.800 miles de millones de euros en cinco años durante el gobierno de Sarkozy .

2) Empezó en julio del 2016.

3) Véase llamamiento en apoyo de J. Palais y a la movilización durante su juicio , del que CADTM Francia es signatario.

4) Léase el comunicado de prensa del CADTM «Procès Luxleaks et Lagarde: la justice protégera-t-elle encore longtemps la délinquance financière?».

Fuente: http://www.politis.fr/articles/2016/12/proces-lagarde-la-culpabilite-version-business-class-36034/

 Esta traducción se puede reproducir libremente a condición de respetar su integridad y mencionar a los autores, a la traductora y Rebelión como fuente de la traducción.

 

0