Mariana Álvarez Orellana

Artículos

Perú

El resultado de la primera vuelta electoral en Perú, que dejó para el balotaje al socialista Pedro Castillo y la ultraderechista Keiko Fujimori, puede sorprender, sobre todo cuando el escenario estaba marcado por la triple crisis: sanitaria, de corrupción y la política. Un escenario que conlleva hoy a la posibilidad del retorno del autoritarismo fascista y la corrupción fujimoristas.

Las tendencias de dispersión de las preferencias, registradas en las encuestas, quedaron refrendadas en las urnas en la primera vuelta de las elecciones presidenciales en Perú, donde, sorpresivamente, el maestro Pedro Castillo, de Perú Libre, quedó a la cabeza, con apenas 16 por ciento de los votos.

El gobierno peruano cambió la ley agraria para calmar las protestas en su contra, pero la nueva norma fue recibida con más protestas de los trabajadores, que la consideran que el aumento salarial es insuficiente y no se garantizan sus derechos. Un campesino de 28 años y un adolescente de 16 murieron por disparos de la policía.

Un total de 23 partidos políticos definieron a sus candidatos para la Presidencia del Perú, en elecciones pautadas para el de abril de 2021, entre ellos varios investigados por corrupción y lavado de activos, excongresistas, pero también a diez candidatos que van por primera a pujar por la presidencia.

La situación en Perú es crítica. El golpe se ha consolidado. Las fuerzas armadas y los grupos económicos reconocen a Manuel Merino como presidente, mientras las plataformas nacionales indígenas, sindicatos y plataformas feministas lo rechazan y los gobiernos regionales del sur del país han decidido desconocer al nuevo presidente.

También cayó el presidente Martín Vizcarra: a menos de dos meses de haberse librado de un primer intento de vacancia, el mandatario peruano fue destituido por el Congreso, que lo acusó de “incapacidad moral permanente”, una figura constitucional ambigua que deja un amplio margen de interpretación, pero se refiere a haber recibido sobornos años atrás cuando era gobernador de la sureña región de Moquegua.

La Junta de Portavoces del Congreso peruano acordó que el debate y votación de la admisión a trámite de la segunda moción de destitución presidencial en contra del presidente Martín Vizcarra se lleve a cabo a inicios del mes de noviembre.

Corrupción en Perú

Menos de un mes después que se librara de un proceso de destitución en el Congreso por la contratación irregular de un funcionario y acusaciones de haber maniobrado para ocultar el caso, el presidente peruano Martín Vizcarra fue acusado de haber recibido sobornos cuando era gobernador de la sureña región de Moquegua, entre 2011 y 2014.

Crisis institucional en Perú

Rodeado de altos mandos del ejército, marina y fuerza aérea de Perú, el primer ministro, general Walter Martos, acusó al presidente del Congreso de intentar involucrar a las fuerzas armadas en el pedido de destitución del mandatario Martín Vizcarra, inmerso en una grave crisis institucional, política, sanitaria y económica.

1 2 3 4 5 6 9