Miguel Urbán

Artículos

El pasado año 2020 se cumplió el setenta aniversario de la independencia de la mayoría de los territorios coloniales africanos. El coronavirus y la pandemia dificultaron en casi todas partes esta celebración, y a grandes rasgos esta importante efeméride paso muy inadvertida para la opinión pública europea en general y para la española en particular.

Se dice, y es verdad, que la crisis sanitaria, económica y social provocada por la pandemia de la covid-19 lo ha cambiado todo. Tanto que durante un tiempo fue posible dudar de si iba a ser también el punto y final de lo que conocemos como neoliberalismo. O, lo que es lo mismo, del entramado de políticas, dinámicas económicas e intereses que ha impregnado en las últimas décadas las agendas de los gobiernos y de las instituciones internacionales –y, por supuesto, también de las de la Unión Europea– en torno a la bandera de Más mercado. Desde luego, la pandemia ha profundizado y acelerado la crisis hegemónica que ya sufría el neoliberalismo desde hace años. Sus políticas siguen siendo las que rigen mayoritariamente el mundo, pero su capacidad de autolegitimarse y de seducir está cada vez más cuestionada.

La urgencia de un debate constituyente

Por mucho que haya sido alabado desde los medios de desinformación del establishment, el discurso de Felipe VI de la Nochebuena ha vuelto a demostrar la imposible tarea que tienen por delante quienes pretenden separar la institución monárquica del legado de corrupción del rey fugado, ni siquiera mencionado.

En junio de 2016, después de un ajustado referéndum, una exigua mayoría de británicos apoyo abandonar la Unión Europea iniciándose uno de los divorcios mas largos y complejos de nuestra reciente historia continental.

Este sábado 14 de noviembre se cumple el 45 aniversario de la firma del llamado Acuerdo Tripartito de Madrid, el nombre simplificado de la Declaración de principios entre España, Marruecos y Mauritania sobre el Sahara Occidental, que serviría para justificar la entrega del territorio a Marruecos y Mauritania.

¡Abajo el rey!

La república es futuro. Esta opción es ampliamente mayoritaria entre las personas menores de 40 años, aquéllas que ni vivieron la transición ni pudieron votar la Constitución.

53º aniversario de la ocupación militar israelí

Guaridas fiscales

1 2 3 5